Páginas vistas en total

jueves, 2 de enero de 2020

A Joxean Artze (letra de "Txoria, txori")

Txalaparta Hnos Artze Encuentros 1972. Museo de Navarra
No hace mucho tiempo encontré esta foto de los "Hermanos Artza" y me ha hecho recordar la deuda que tengo con Joxean, quien ha tenido una influencia muy positiva en momentos importantes de mi vida.
Dentro de unos días hará un año que murió (12 de enero) y quiero expresarle mi agradecimiento en estos tres detalles a él dedicados

1. Los Encuentros de Pamplona (26 junio - 3 julio, 1972)
Fue el festival de vanguardia internacional más amplio y significativo de los celebrados en nuestro país. La idea fundamental era disolver el arte en la vida y se vivieron como una oportunidad de subvertir el orden establecido en los años de final de la dictadura. 
La organización de este evento estuvo en manos de artistas, el Grupo ALEA, concretamente de Luis de Pablo y José Luis Alexanco (ver pie de foto portada) como responsables intelectuales, y su financiación fue en su práctica totalidad de carácter privado (Grupo Huarte), lo que favoreció que se tomaran decisiones de espaldas al mercado y a la institución del arte. Pero no impidió que, seis meses después de aquellos Encuentros, ETA secuestrara a Felipe Huarte, gerente de una de las empresas familiares.
Por aquellos años, los hermanos no tenían muy claro su apellido (al menos su nombre artístico) y en los discos figuran como "Arza", en el pie de foto como "Artza" y posterior -y definitivamente- como Artze.
Si nos fijamos en la foto de cabecera, comprobaremos que, en aquellos años, asistir a un concierto de txalaparta -y más, de los Hermanos Arza- no era algo solo musical, artístico... sino un ritual colectivo de subversión. Gracias, pues, por ello.
Me ha costado identificar el lugar del concierto, pero ahora estoy convencido de que fue en el lateral oeste del Museo de Navarra.

2. Una servilleta con un poema: Txoria, txori
pincha, si no lees bien
La historia es tan breve que casi cabe en una servilleta. Lo que en ella se decía siempre guió mis relaciones personales.
Sucedió una noche de 1968, cuatro años antes de los Encuentros. Mikel Laboa (1934-2008) fue a cenar a un restaurante de San Sebastián, cerca de la Parte Vieja donostiarra. Y le llamó la atención que las servilletas estuvieran decoradas con unos versos –casualidades de la vida- que su amigo Joxian Artze (1939-2018) había creado hacía 3 años, pero que aún no había publicado.
Conocido por ser el autor de las letras de canciones icónicas de Mikel Laboa, como 'Txoria, txori', 'Gure bazterrak' o 'Zaude lasai', J.A Artze esconde una obra poco conocida que ha desarrollado en diferentes campos artísticos.
Aquella servilleta no fue utilizada para limpiarse los labios, sino que Mikel la guardó con profunda emoción en el bolsillo.
Al llegar a casa, antes de acostarse, compuso para el poema de la servilleta una de las melodías más bellas y sin duda la más conocida de su repertorio.

3. J.A. Artze: "Una lengua no se pierde..."
"Hizkuntza bat ez da galtzen ez dakitenek ikasten ez dutelako, dakitenek hitz egiten ez dutelako baizik"
"Una lengua no se pierde porque los que no la saben no la aprenden, sino porque los que la saben no la hablan"
Cuando, a mediados de los 80, encontré esa frase en un letrero de una sidrería de Guipúzcoa, recuerdo que saqué mi libretica y, a lápiz, la apunté con esmero para estudiarla más despacio en casa. Estaba entonces empezando con el euskera, pero ya intuí que decía más de lo que a algunos les interesaba.
Cuando la miré con más detenimiento, me di cuenta de que este pensamiento de J.A. Artze decía, a la vez, dos cosas:
1. Que si una lengua no es usada por quienes la conocen, desaparece
2. Que no es necesario para su supervivencia que sea aprendida por quienes la desconocemos
Yo seguí con mi aprendizaje, saqué el EGA y empecé a impartir mi materia (Filosofía) en euskera.
Y por fin conseguí el traslado a Navarra.
Matías Múgica con el libro premiado (foto Calleja)
Pero, siguiendo el mensaje de Artze y completándolo con las aportaciones del filólogo Matías Múgica, Premio Euskadi de Literatura, en cuanto empecé a trabajar en Navarra, comprendí que:
3. Es un error brutal haber pasado el foco de las políticas lingüísticas de las comunidades tradicionales de hablantes (noroeste de Navarra) a la reimplantación en Tafalla o la implantación en Tudela, porque en la Ribera de Navarra no se ha hablado jamás.
En 27 años, dos décimas
4. Es un error el gasto en euskaldunización donde no se habla ni chufa de euskera
5. Creer que en Tafalla se va a volver a hablar vasco es un error.
6. Si alguien pensaba hace unos años que en Pamplona se iba a hablar euskera hasta por las esquinas, eso era puro delirio.
7. La zonificación responde perfectamente a la realidad. Ahora, cuando el objeto de la política no es respetar la realidad, sino crear a martillazos una realidad nueva, para eso no sirve la zonificación.
8. Si eres veterinario del ITG y tienes que ir a hacer saneamiento de ganado a los caseríos de Saldías pues más te vale saber vasco. Pero de ahí a que para ser administrativo en una oficina del Gobierno de Navarra en Tafalla te den méritos por saber euskera cuando eso es totalmente irrelevante...

Así pues, muchas gracias, Joxean Artze, por tu arte y tus pensamientos

2 comentarios:

Aritz Lizarraga Olascoaga dijo...

Pues sí

Anónimo dijo...

En Saldias gracias a Dios hablan español. El vascuence no sirve para nada mas que para enfrentarnos a los navarros. Deberia ser llevado al museo. Y aprendiendolo tragamos con la imposicion que hacen los nazionalistas de Bilbao. Un amigo de Cintruenigo me decia el otro dia que su hija ha tenido que irse por no saber vascuence y no poder entrar a trabajar en la administracion.