Páginas vistas en total

lunes, 14 de septiembre de 2020

Casa Zozaya (Estafeta-Plaza del Castillo)

El ventanuco donde apoya los pies para trepar a la verja, la espiral de la portada... 
Todo en su sitio en Casa Zozaya
Ciga la hizo popular
"Son los Sanfermines de 1909, anunciados por un bello cuadro de Ciga que representa el encierro en la Estafeta. El que, según Fernández, era ya “maestro de la perspectiva” había pintado la escena de un toro persiguiendo a un corredor que logra asirse a la verja de la antigua Casa Zozaya, mientras otro joven -pañuelico colorao,  blusón y alpargatas- lo cita para llevárselo calle arriba." (Fundación Javier Ciga)
"Tú vives la vida del pueblo y con maestría que no te imitarán quienes no viven en ese ambiente, trasladas de tu paleta, con sus mejores colores,  su manera de sentir y vivir en esos días, días que nos recuerdan nuestras mocedades y que han quedado grabados en nuestros corazones, porque ¿quién que, como tú y yo, haya corrido delante los toros no se ha tenido que agarrar alguna vez á las rejas de casa Zozaya?" (Peresliso a Ciga; DN Hemeroteca 3 de Abril de 1909).

Es a finales de los 80 cuando, en la hemeroteca de Diario de Navarra, cambia el nombre a "Palacio de Goyeneche" . Hasta entonces, siempre "Casa Zozaya".
El Palacio de Goyeneche, a la izquierda, con su característica linterna
Casa Zozaya, un palacio con la fachada atrás
El acceso principal al palacio de Goyeneche estuvo originalmente en la calle Estafeta, donde tiene la portada de piedra y el escudo. Su origen se remonta al siglo XVIII, época de la mayor parte de las casas señoriales de Pamplona.
1868 Bajada San Agustín. Espadaña.
Sin torre (1899). Linterna Casa Zozaya
Por aquel entonces su propietario fue Pedro Fermín de Goyeneche, adinerado caballero baztanés residente en Madrid. La casa principal empezó a construirse en 1738. Se trata de un edificio de cuatro plantas, característico de la primera mitad del siglo XVIII en Pamplona, época en la que el enriquecimiento de algunas familias se refleja en la construcción de mansiones suntuosas. 
El Palacio de los Goyeneche presenta dos fachadas blasonadas, una en el número 38 de la calle Estafeta y otra en la Plaza del Castillo. Su fachada principal mira hacia la calle Estafeta, ya que por aquellos entonces, todavía Pamplona estaba volcada hacia su interior, aunque la Plaza del Castillo no tardaría en convertirse en centro neurálgico de la ciudad.
Su pasado más reciente es la rehabilitación llavada a cabo por la promotora FERCOSA, quien lo compró a la familia Arizcun Zozaya. La reforma, además de la fachada, afectó también al interior. Una vez terminada la obra se le dio utilidad comercial con la puesta en venta de pisos y apartamentos.
Imagen de Rufino Lasaosa
La linterna de Casa Zozaya 
Desde la plaza del Castillo se puede contemplar la linterna que ilumina la caja de escalera de la edificación. Y tanto antes (3ª foto), como hoy, desde la Plaza de Compañía.
En algunas fotos del AGN, sacadas desde el domicilio de Altadill en Calceteros aparece alguna linterna que quizás dio pie a pensar que podía ser en Casa Zozaya, donde estuvieran las "Señoritas de la Torreta". Pero -dejando aparte las alineaciones- la linterna de Casa Zozaya (las dos de la izquierda) poco tienen que ver con lo que aparece en las tres de la derecha (pincha foto).

No hay comentarios: