Páginas vistas en total

sábado, 11 de agosto de 2018

Armenteros: "Solo, sin ti" (1969)

Entrañable imagen de 1997 de Armenteros (izquierda) y Pablo Herrero, autores de la canción 'Libertad sin ira'
Esta mañana (por ayer), cuando preparaba el desayuno, me he encontrado tarareando una balada de mis 19 años...
"Yo no sé qué será sin ti mi vida, vacía, un invierno más largo, más gris.
Buscaré la estrella que brillaba en tus ojos..."
Como ya vamos conociendo el percal, lo he dejado todo y he escrito en Google, entre comillas, el primer verso.
Hace ya muchos años, recuerdo que la busqué y no encontré nada. Pero, esta vez, el éxito ha sido total. Eso sí, se me ha juntado el desayuno con el almuerzo.
Os cuento.

El contexto: Ciudad Deportiva Amaya
Tras 17 años de monaguillo y seminario, yo sólo conocía, de chicas, a mis seis hermanas y sus amigas. Había empezado en la Universidad, donde por primera vez estudiaba con chicas. A la vez, había empezado a hacer atletismo, donde también me relacionaba con chicas. Empecé, a comienzos del 68, con Alejandro Ruiz como entrenador, en el Beti Gazte, en los bajos y alrededores de Los Caídos, y enseguida, con el inolvidable Fernando Millor, pasamos al Amaya.
Tiempo después, el 5 de Julio de 1969 se inauguró el salón social con la participación de la coral de Amaya y de una orquesta que, durante la década de los 70, tomó un importante relieve en el panorama de la Sociedad: "Los Clan".
Un grupo de atletas, chicos y chicas, empezamos a ir al monte y, también, a quedar para bailar en el salón social de Amaya.
La orquesta titular de la Ciudad Deportiva Amaya eran Los Clan. Algunos años antes, los Clan (José Miguel Huarte “Pacha”,al teclado, Miguel Angel Echeverría “Bolo” al trombón, Ramón García, a la trompeta, etc) tocaban jazz en el Cavas de la Bajada de Labrit. Me dice un amigo que no andaría lejos Garayalde con su saxo.
Pues bien, solía ser al final de la sesión, cuando Los Clan tocaban esa romántica balada. Era importante, era vital que en ese momento estuvieras bailando con la chica que te gustaba (y que se gustaba de ti, claro). Era la única posibilidad de que dejara de protegerse con los codos y bailara como aconsejó luego Sergio Dalma. Alguna vez ocurrió el milagro (en Pamplona ya sabéis que 'bailar pegados' no era pecado, era milagro) y entenderéis por qué me acuerdo divinamente de esa canción.

La canción: "Solo, sin ti"
De todo lo que viene a continuación, yo, a mis 19 años, no tenía ni idea. Y me da rabia porque todavía me habría gustado más esa balada.
Fue Fórmula V quien la grabó en 1969 y la difundió por todos los países de habla española.
Fijaos qué maravilla de letra:
El jardín, tranquilo, el hogar ya está frío. 
Ya no hay nadie en casa, tengo que empezar, ya ves, solo, sin ti.
El rumor del viento se llevó tu silencio, sólo queda el eco triste de tu voz. Yo, solo, sin ti.
Yo no sé qué sera sin ti mi vida, vacía, un invierno más largo, más gris.
Buscaré la estrella que brillaba en tus ojos, le daré mi mano y le pediré que su luz me lleve a ti.  


El autor: José Luis Armenteros
La importancia de Armenteros en el panorama musical español ha sido mucho más grande que lo que yo creía. He cantado y escuchado cantidad de canciones sin saber que eran suyas. Por ejemplo, esta misma mañana, "Solo, sin ti".
En 1965 formó parte del grupo instrumental Los Relámpagos. En 1968, junto con Pablo Herrero decidió dar nuevo rumbo a su carrera, produciendo y componiendo para otros artistas, convirtiéndose en el equipo de composición y producción más importante y prolífico de la segunda mitad del siglo XX en España. Sus canciones han sido interpretadas por Fórmula V, Nino Bravo, Francisco, Juan Bau, Basilio, José Luis Rodríguez El Puma, Jarcha o Rocío Jurado, entre otros. Como productores han apoyado a grupos como Doctor Pop​ y cantantes como Juan Bau.
Se nos fue hace algo más de 2 años.
***
José Luis, gracias por tantas canciones preciosas y perdona que no supiera que eran tuyas.
Y mil gracias por "Solo, sin ti"... por lo que ahora ya sabes.

No hay comentarios: