Páginas vistas en el último mes

jueves, 26 de abril de 2018

Por los cielos de Navarra (Fco. de Val)

Bardenas Diciembre 2008 y luna llena. Credit: Copyright Martin Zalba
Origen de la jota en Navarra
La teoría más común es que la jota, hoy presente en todo el folklore español, incluido el andaluz (alegrías) y canario (isas), llegó a Navarra traída por los voluntarios combatientes en Zaragoza, a las órdenes de Palafox. 
Recordad cuando, en la entrada dedicada a la jota "Adiós, puente de Tudela", encontrábamos su precedente más antiguo -ya que alude a la defensa de Zaragoza (1808)- en La Crónica, de Huesca, del 15 de Mayo de 1889. Dice así:

"mientras que los pueblos de la ribera del Ebro, viendo al ejército francés avanzar hacia Zaragoza, corrían a defenderla cantando:
Adiós, puente de Tudela, 
por debajo pasa el Ebro,
por encima los franceses 
que van al degolladero"

La jota cuajó pronto como expresión popular en Navarra. José María Iribarren (Tudela, 1906-1971) lo resume:

“A lo largo del siglo pasado (XIX), la jota se hace consustancial con Navarra, con la Ribera especialmente, y en ella encuentra refugio y expresión lírica el pueblo. Y ya entrado el siglo actual (XX), ocurre entonces un curioso fenómeno: Navarra asimila la jota, la convierte en algo propio, infunde su alma en ella y consigue una nota diferente de la aragonesa"

Javier Barreiro nos concreta los tres nombres (Lanas, Monreal, Endériz) que están en el origen de la Jota navarra, en los años 30 del siglo XX:

"En esta línea de música popular, a Raimundo Lanas, el cantador de Murillo el Fruto, que instituyó la forma canónica de cantar la jota navarra, Monreal le armonizó e instrumentó todo el repertorio de jotas, escritas por Ezequiel Endériz, con las que instituyó el canon  de la jota navarra."
Las Flamarique y Francisco de Val, una alianza entre Navarra y Aragón
"Por los cielos de Navarra"
Esta jota de Francisco de Val (273) no aparece ni en "Cantables y poesías" (1930) ni en Ángelus (1948). pero ya está registrada en la BNE por las Hermanas Flamarique, en 1955. ¡Y cómo la cantan!
Yo creo que Francisco de Val (1897-1984), once años mayor que Raimundo Lanas (1908-1939) y que en los años 30 grabó también discos de jota, tuvo que vivir apasionadamente el nacimiento de la jota navarra. Nos retrata, de manera poética, el instante previo en ésta  tan preciosa:

Por los cielos de Navarra vuelan jotas de Aragón; 
Navarra cierra los ojos y se le abre el corazón  

He encontrado unas imágenes increíbles de Martín Zalba, fotógrafo nocherniego y amo de las Bardenas, que se ajustan perfectamente a "Por los cielos de Navarra". Espero que hagan las delicias de todos y, especialmente, de los amantes de la jota.
Os aconsejo que lo veáis a toda pantalla, que para eso lo he subido a vimeo

No hay comentarios: