Páginas vistas en el último mes

domingo, 30 de abril de 2017

Monumento a Sanjurjo en Pamplona: un sinvivir


Comienzos de 1929: Presentación del busto
1929, estudio de Fructuoso Orduna. Tres navarros en la imagen. De izda a dcha: el escultor, nacido en Roncal; José Sanjurjo, nacido en la calle Mayor, 37, de Pamplona, encima de la farmacia Negrillos;  y el periodista Ezequiel Endériz, de Tudela, cubriendo (y promocionando) la presentación del busto.
Ezequiel conocía a ambos: estuvo de corresponsal en la Guerra del Rif y había sido también esculpido (1926) por Orduna. Como saben nuestros lectores, Endériz, autor de las letras más populares que cantó Raimundo Lanas, fue un republicano de izquierdas, cercano al anarcosindicalismo, que murió en el exilio. Su presencia en la presentación abría el abanico de apoyos al monumento.
Escultura de Endériz con el título de sus letras
Cualquiera que haya leído "Cuando leas esta carta" -sobre todo si es historiador- tendrá que reconocer el papel relevante de Sanjurjo en la pacificación de Marruecos, que desde el desastre de Annual se había convertido una sangría para el ejército español.
Da la impresión de que, para la foto, le han pedido a Sanjurjo que adopte el mismo gesto que la escultura, porque el parecido es asombroso.
Quiero también que os fijéis en el detalle del relieve que se ve al fondo, entre "los dos sanjurjos". Pienso que bien puede ser el original (ver siguiente foto), al que se refiere Arazuri: "la alegoría de la Vida (durante siete años representada por una mujer desnuda) ofreciendo sus laureles al vencedor". No he conseguido -lo siento- otra imagen de este relieve original.

***
Inauguración 13.07.29
El monumento a Sanjurjo, sufragado por suscripción popular. fue inaugurado el 13 de julio de 1929, acto al que no pudo asistir el homenajeado a causa de una enfermedad, acudiendo su hijo en representación del General y una enorme multitud de vecinos. 
***
Una multitud concentrada en la Plaza Consistorial el 14 de abril de 1931 asiste a la proclamación de las II República.
1ª destrucción: madrugada del 13 al 14.04.31
Nos lo cuenta Javier Aliaga:
En 1986, el penúltimo ataque
Durante la madrugada del 13 al 14 salió a la calle una manifestación de regocijo, disparando cohetes y vitoreando a la república. Los manifestantes derribaron el busto del monumento del general Sanjurjo -inaugurado en 1929-, arrancaron las placas de la Avenida de Alfonso XIII –actual de la Baja Navarra- y de la plaza Primo de Rivera –actual de las Merindades-.
Sobre la actitud de Sanjurjo ante la llegada de la República, añade Aliaga:
"El 14 de abril de 1931, el general Sanjurjo, siendo director general de la Guardia Civil, se puso al servicio del Comité revolucionario. Su gesto fue primordial para la proclamación de la II Republica sin disturbios y sin derramamiento de sangre."
Por eso no se entiende muy bien la postura de los manifestantes.
Mariano Ansó, primer alcalde republicano de Pamplona de la II República, lo reconoce en su libro “Yo fui ministro de Negrín”: «Uno de mis primeros actos como alcalde fue presentar una moción pidiendo a mi Ayuntamiento que se restaurara el monumento al general Sanjurjo, derribado en la madrugada del 13 al 14 de abril; alegué que la ira popular iba dirigida contra el acto inaugural del monumento en plena Dictadura y no contra el general Sanjurjo, hijo de Pamplona, director general de la Guardia Civil y que había cooperado al advenimiento de la República. Mi propuesta se aceptó sin discusión y se votó unánimemente por la restauración del monumento». 
***
Sanjurjo y otros oficiales en el banquillo de acusados, durante su juicio (1932).
La Sanjurjada
Quince meses después, el 10 de agosto de 1932, se perpetraba el primer golpe militar contra la Segunda República, que sería conocido como “la Sanjurjada”. La intentona resultó un rotundo fracaso, y a las pocas horas el movimiento había sido completamente neutralizado. Condenado a muerte, le fue conmutada la pena por la de cadena perpetua y durante los gobiernos del segundo bienio republicano logró la excarcelación, exiliándose en el vecino Portugal.
***
Última foto del General Sanjurjo

1ª Reposición: 19.07.36
Fondo Gaceta del Norte
Sin embargo, hubo que esperar hasta el 19 de julio de 1936, cuando se repuso el busto sobre su pedestal, cubierto con una gran boina roja. Posteriormente se arregló la cara, se colocó una nueva placa dedicada, y el desnudo representativo de la Vida se transformó en el actual. El mismo 18 de julio, Sanjurjo volvió a alzarse, pero su intentona quedó truncada por el mortal accidente de su avioneta, cuando intentaba despegar desde un aeródromo improvisado. Murió carbonizado. Esto sucedía el 20 de julio de 1936.
***
2ª Destrucción: 26.06.72 y 2ª Restauración: 30.12.72
El 26 de junio de 1972 se celebraba en Pamplona una importante cita cultural. ETA explosionó un artefacto, la noche de la inauguración de los Encuentros, en el monumento a Sanjurjo, y otra bomba estalló, en el transcurso de los mismos, frente al Gobierno Civil. Según ETA, el Monumento a Sanjurjo era franquista. Sin embargo, hay querecordar que fue levantado por suscripción popular en 1929, en agradecimiento a Sanjurjo por su papel decisivo en la Guerra del Rif.
El 30 de diciembre del mismo año terminó su restauración.
***
Retirada de busto y placa: 23.05.88
A pesar de ello, el monumento siguió siendo objeto de ataques y actos de vandalismo, de modo que el 23 de mayo de 1988 -por acuerdo plenario de 28 de abril- se procedió a retirar el busto y la placa ("Pamplona a su hijo esclarecido el general Exmo. Señor D. José Sanjurjo Sacanell").
Para terminar, las lamentables palabras del actual alcalde de Pamplona:
"En cuanto al desaparecido busto de Sanjurjo, y vistos los antecedentes, es posible que los guarde en un cajón de su casa alguna célebre exalcaldesa de Pamplona. Quién sabe..."
Todo un ejemplo de elegancia.

1 comentario:

Ispán dijo...

Cualquiera que sepa un poco de historia de España y de las guerras en Marruecos , no hablo ya de las del siglo XIX con Prim , los voluntarios catalanes en Castillejos e incluso los vascongados muchos de ellos carlistas , en Guad Ras ,(sería interesante que leyeran a Pedro Antonio de Alarcón o el Aita Tetauen de Perez Galdós) ,o la posterior guerra llamada de Margallo, sabría que la asunción del Protectorado por parte de España, merced a la conferencia de Algeciras 1906 hasta 1927 una continua sangría en hombres y en recursos al habernos correspondido la parte norte y entre ella la parte del Rif donde se cobijaban las cábilas de guerreros más duros y más valientes nunca sometidas a la autoridad del Sultán o del Majzen, entre ellos los Beni Urriaguel .
Cualquiera que conozca la historia no dejaría de sorprenderse del valor de aquellos españoles que por quintas , precisamente las clases más humildes que no podían pagar las redenciones en metálico de sus hijos, y con una opinión en contra de muchos en especial de la izquierda, lucharon en ese Marruecos. No era raro encontrar en España familias en las que tenían no ya un soldado en el Rif , si no muchos caidos , desde el Gurugú: Barranco del Lobo , la campaña del Kert con muerte gloriosa de militar de mi apellido o la terrible campaña que comenzó en 1921 la rebelión del antes prohispánico nombrado cadi al cudá ,Mohamed Abdel Krim El Jatabi con el desastroso Annual, Monte Arruit,Zelúan,Nador , la defensa de Melilla ciudad española como Ceuta no pertenecientes al Protectorado , la retirada de Chauen , y la posterior ofensiva a partir del desembarco de Alhucemas .Pues si conocieran la historia los desalmados terroristas sabrían que esa continua fuente de la que como decía la canción manaba sangre de españoles, y que secaba los recursos de la nación española , se finalizó gracias a militares como el general don Miguel Primo de Rivera y su subordinado el general don José Sanjurjo, antes de que hubiera franquismo en España. Los ataques vandálicos al monumento y so pretexto de la actuación posterior del general Sanjurjo, además una ofensa a todos los españoles y entre ellos a los navarros que tomaron parte en aquella contienda y a los que allí cayeron , no es más que el odio a todo lo español y por ende a lo navarro.