Páginas vistas en el último mes

martes, 20 de enero de 2015

PODEMOS (hundir) NAVARRA


Sé que el título es duro, pero es la conclusión a la que llega cualquier persona con sentido común. Y más si es navarro.
Hace no mucho tiempo, en Facebook, alguien me pedía que confiara, que PODEMOS iba a cambiar las cosas, iba a acabar con la corrupción que había en Navarra. 
Hay gente (normalmente gente que nunca ha hecho nada, que no ha movido un dedo en la dictadura, ni en la transición ni en democracia) que ahora, con la varita mágica de PODEMOS, ha despertado a la conciencia ciudadana. En parte por la decepción que han provocado algunos políticos actuales.
Y me alegro. Más vale tarde que nunca.
Pero les pregunté por la política de pactos, por la política lingüistica, por el futuro de Navarra... Y me pidieron un cheque en blanco: no tenían ni idea de lo que proponía Podemos
Hoy, después de leer lo que dice uno de los candidatos  a la Secretaría de PODEMOS, no tengo ya ninguna duda de a quién no voy a votar.
Navarra no se merece esto.
El candidato a líder defiende su idea de cambiar de nombre en Navarra para que un posible pacto con Bildu no dañe la imagen nacional de Podemos  
El candidato a la secretaría general de Podemos Navarra, Joan Josep Bosch, asegura que la Asamblea Ciudadana de la formación sólo decidirá sobre pactos una vez que se sepan los resultados de las elecciones forales de mayo. Descartó hacerlo antes “porque no se puede debatir sobre entelequias”. Bosch, economista barcelonés afincado en Pamplona desde hace siete años, realiza estas manifestaciones en una entrevista de la agencia Efe, en la que defiende el planteamiento que anunció el pasado martes (cuando presentó su candidatura), de que Podemos pueda adoptar una denominación distinta en la Comunidad foral con el fin de que un posible pacto con EH Bildu no dañe la imagen del
partido a nivel nacional. “Hay que tener mucho cuidado de que las cosas que aquí pudiéramos hacer no perjudicaran la posibilidad también de un cambio en el Estado español”, dice Bosch. “A día de hoy, no tenemos tiempo para hacer la pedagogía necesaria en todo el Estado y hacerles ver que la situación en Navarra está claramente mejorando en relación al conflicto. Por tanto, sería conveniente otra marca electoral para no perjudicar las posibilidades que pudiera tener Podemos a nivel del Estado”. A la espera de que puedan surgir más aspirantes, Bosch va a rivalizar por el liderazgo de Podemos en Navarra con la abogada pamplonesa Laura Pérez Ruano.
Preguntas y valoraciones:
1. ¿Cambiar de nombre, señor Bosch, no es un intento de engaño? ¿Eso no es de pillos? ¿Eso no es corrupción? Si lo hiciera otro partido, ¿qué diría usted? 
2. Abrir las puertas a un posible pacto con Bildu, ¿no es aceptar a estos como interlocutores válidos sin exigir nada a cambio? ¿Va a hacer lo mismo que hicieron el día 9 de enero en la Plaza Consistorial compartiendo pancarta con ellos sin decir ni muuu? Y ya saben sobre qué van a acordar con Bildu: "llegar a acuerdos y dialogar, según las bases programáticas, con aquellos que estén de acuerdo en materializar el derecho a decidir de los navarros para que puedan decidir sobre su futuro". A buen entendedor...
3. "... y hacerles ver que la situación en Navarra está claramente mejorando en relación al conflicto". ¿Llama conflicto a la carnicería que ha hecho ETA en Navarra y en España? Aquí no ha habido conflicto, sino un grupo terrorista, con apoyo político, contra la democracia española.
4. Señor Joan Josep Bosch, ¿le pasa algo en la boca? ¿No sabe pronunciar la palabra "España"? "En todo el Estado", "Estado español", "a nivel de Estado". Con ese lenguaje parece que estamos "en Estado... de buena esperanza". ¡Ridículo, señor Bosch! ¡Paridas las justas! ¿Usted lleva 7 años en Navarra? ¡Será en alguna Herriko Taberna!
5. Y si su alternativa es Laura Pérez Ruano, la que se encaró con el (en 2011) Príncipe Felipe proponiéndole un referendum sobre Monarquía o República (un tema que interesa al 0'0001% de españoles)... PODEMOS ESTAR APAÑADOS!
6. Si algún navarro tenía alguna esperanza (y el navarrómetro así lo aseguraba), ¡vaya decepción!

Echa una ojeada a la tercera candidatura a la Secretaría General de Podemos Navarra: ¡A la tercera va la... vencedora!

Comentarios de Face

5 comentarios:

Anónimo dijo...

hay una tercera candidatura para Navarra podemos. En la candidatura 100% ADN PODEMOS EN NAVARRA , consideramos fundamental el no pacto ni coalición con ninguna fuerza politica , pensamos que solo tiene que haber una persona para un puesto e insistimos y mantenemos que tiene que existir una autentica vertebración de Navarra.

Patxi Mendiburu dijo...

Sí, ya lo he leído, y por supuesto me ha parecido la que mejor expresa lo que yo creía que era Podemos. Gracias

Miguel dijo...

Una fantástica y muy oportuna reflexión. Enhorabuena.

Y por si la candidatura de Bosch no me hubiera decepcionado suficiente, llega Laura Pérez Ruano (respaldada para más inri con una persona del sectarismo y mediocridad de Fátima Frutos) con una propuesta pronacionalista sin disfraces que demuestra su miopía política cuando habla de la necesidad de promulgar un "Fuero Novísimo".
La candidatura de Sandra González es sin duda alguna la única creíble (y la única con un documento pegado a la realidad) en relación con aquello que yo y muchos vimos con simpatía hace unos meses en el surgimiento de Podemos.

No conocía tu blog, creo que lo voy a incluir en mis lecturas cotidianas.

Patxi Mendiburu dijo...

Gracias, Miguel. Si en Navarra hay alguna corrupción, es ante todo la corrupción moral de Bildu, Batasuna o como quieran llamarse, que siguen dando por buena y considerando héroes a quienes han causado aquí una carnicería. Han corrompido la lengua vasca, utilizándola de caballo de Troya para acabar con Navarra como comunidad diferenciada. Ojo con las compañías de Podemos. En Pamplona han empezado fatal.

Patxi Mendiburu dijo...

El trampantojo de Bosch


La verdad es que, cuando se lo oí por primera vez, hace unas semanas, pensé que se trataba, si ya no de una broma de mal gusto, sí, acaso, del despiste de un joven profesor catalán de economía, que viene de Finlandia a la universidad pública de Navarra y no sabe bien qué es Navarra, donde enseña desde hace unos pocos años, o no sabe la importancia que aqui ha tenido el terrorismo etarra, HB y sus muchas marcas, entre las que está la actual de Bildu. Pero no: le he oído después repetir varias veces la monserga, y ayer mismo, en presencia del mismísimo Errejón, número dos de Podemos, ha oficializado su tramposo proyecto: proyecto colectivo, como se ve. Se trata de cambiar el nombre del nuevo partido por nacer en Navarra por Navarra si puede, para -aunque él no lo diga expresamente- poder pactar alegremente con el partido independentista vasco Bildu, y no digamos con el confederalista-independentista Geroa Bai y la indefinible Izquierda-Eskerra de Navarra, y al mismo tiempo, ser solidarios (sic) con la gente de Cádiz, Zahara de los Atunes, Albacete o Parla y no poner en riesgo la posibilidad de un cambio también en el Estado. Al catalán Bosch le quema la boca la palabra España y siempre la llama -error garrafal gramático y políico- Estado, como un independentista cualquiera. ¡ Y esto lo aprueba o, tal vez, lo sugiere la dirección patrióítca española de Podemos!, (ahora que a Pablo Manuel Iglesias Turrión le ha dado por llamar patria a España, cosa que la izquierda española, salvo raros dirigentes, había olvidado desde Indalecio Prieto y los poetas comunistas de la guerra civil y de la inmediata posguerra). Y para no perderme por hoy en otros berenjenales ¿tan pobre idea tienen estos chicos, que nos prometían novedades y renovaciones, de la salud mental de los navarros y del resto de los españoles, aunque sean de Cádiz, Zahara de los Atunes, Albacete o Parla? ¿Es posible novedad o renovación alguna queriendo a la vez echar del Gobierno foral a quienes ellos llaman mafia, de la mano de los que son tan viejos como Caín?
VMA