Páginas vistas en el último mes

martes, 13 de enero de 2015

Frente al cinismo, ¡No hay tregua!

¿Tirar de gatillo? Alguien debe tirar de... ¡memoria!
Pocas canciones son tan tristes ni han tenido tanta influencia en la juventud navarra, de Euskadi y española como "No hay tregua" de Barricada.
Cuando allá por el 88 salió el doble en directo, se mantuvo durante varias semanas en el primer puesto de las listas musicales de España. El grupo de la Chantrea, por entonces representantes del "rock radical vasco", tuvieron que reírse un rato largo oyendo tararear su canción a miles y miles de españolitos.
¿A quién homenajean en esta canción? Nunca han respondido con claridad quién está detrás de ese "anónimo luchador". Y aunque lo suavicen diciendo que "nunca tendrán las armas la razón", yo os aseguro que su homenaje, en aquellos oscuros '80, no iba dirigido al Estado Islámico ni a Al Qaeda. Ni siquiera al Grapo, las Brigadas Rojas o a la Baader Meinhof. Cuando esta canción se escuchaba en conciertos o en bares, se homenajeaba a quienes aquí han tirado de gatillo a mansalva.

Hoy Desolvidar, con el pretexto de esta nauseabunda canción, quiere rendir (con cierto humor) un homenaje a quienes cayeron por expresar sus opiniones: a los periodistas del Semanario Charlie, pero también a todos los periodistas que han caído a manos de ETA, personificados en José Javier Uranga (que cayó, pero pudo y supo levantarse, con más fuerza aún), director, en su día, de Diario de Navarra.
Y quiero denunciar, como ya lo hice en la Plaza Consistorial, a quienes (EH Bildu, LAB), maquillados para la ocasión de defensores de la libertad de expresión, siguen callando (y por tanto, dando por buenos) todos los ataques de ETA a los periodistas y medios de comunicación.
En lo que a Podemos (que se estrenaba en la plaza de Pamplona con la esperanza de cambio de mucha gente) se refiere, mejor le cedo la palabra a Víctor Manuel Arbeloa:
Pero ¿PODEMOS? ¡Qué mal comienzo! ¡Estrenarse en la vida pública de mano de Bildu, como si no supieran ellos tampoco de dónde venimos ni a dónde vamos!
En cuanto a este "vídehomenaje", me da un poco vergüenza ponerlo porque soy yo uno de los protagonistas y porque recibo unos piropos preciosos de una persona a la que aprecio mucho. Pero no he podido resistirme.
Y porque tenemos la garantía de que hay relevo.

No hay comentarios: