Páginas vistas en total

martes, 20 de noviembre de 2018

Los estudiantes navarros (popular)


A los navarros, en cuanto nos mentan esa retahila, con la voz más recia que tenemos, entonamos "Los estudiantes navarros". Yo la aprendí en la Universidad, allá por el 68. Más de una vez cayó en el Faustino, el emblemático bar del Edificio Central.
50 años después, tras 40 de democracia, mucho me temo que el Cutrepartito, si se entera de la letra, le dé la puntilla final.

En los años 40 se hizo en Navarra una recopilación de músicas de tradición oral, conservadas en la Institución Milá y Fontanals del CSIC en Barcelona. Y en 2011, en una separata de Príncipe de Viana, nos lo recuerda María Gembero-Ustárroz.
Fijaos en que es nada más y menos que José María Iribarren el informante de esta canción de estudiantes, lo que es un punto a favor de su popularidad.
Quizá cantando
"Los estudiantes navarros"
Popularidad que llegó a su máximo, quizás, en diciembre del 77, tras la 'batalla de Belgrado', cuando España logró una sufrida clasificación: 
Al final, con la clasificación y millón y medio en el bolsillo de cada jugador (tres para Kubala), todo alegría. Se cantó el Que viva España, Clavelitos, Asturias, patria querida, Los estudiantes navarros...
Ahora que me fijo, ya tenía mérito cantarla porque, a partir de los 70, eso de 'estudiantes navarros' ya empezaba a no estar muy bien visto en ciertos ambientes aberchales.

En cuanto a la Biblioteca nacional hay una casete estéreo de 1978 editada por Pazo Gavilán e interpretada por Brancoleone (Grupo musical). Recoge estas canciones: Vamos de excursión ; Asturias : el trébole ; Pío pa pío ; La Virgen de Guadalupe ; Desde Santurce a Bilbao ; Los Hermanos Pinzones ; Los estudiantes navarros ; Fonseca ; He subido a Begoña ; Carrascal ; Potpourrí

La canción tuvo cierto recorrido, pero creo que no acabó de cuajar porque, con tanta repetición, acababa aburriendo a cualquiera. He contado ocho veces "Chispún, jódete patrón, saca pan y vino, chorizo y jamón, y el porrón" y nueve "mecagüenla". Si la hubiéramos dejado así, en el chasis, quizás con un par de repeticiones, en lugar de las 8 ó 9, los estudiantes actuales seguro que la seguirían cantando, precisamente por ser políticamente incorrecta.

Los estudiantes navarros
(en el chasis)
Los estudiantes navarros,
cuando van a la posada,
lo primero que preguntan
dónde duerme la criada;
y si no tienen criada,
dónde coño duerme el ama;
y si tampoco tiene ama,
vaya mierda de posada
(a la mierda la posada)

A pesar de que escucharla completa (y cantarla, no te digo) agota a cualquiera, hay algunas imágenes que, a quienes habéis estudiado en la Universidad de Navarra, os traerán buenos recuerdos. Por cierto, esa carterica (merece la pena leerlo, ya veréis) que veis sobre la mesa del Faustino, me acompañó durante toda mi vida laboral y hoy descansa en el sofá más cómodo de casa.


Como no me resigno a que no vuelva a ser cantada por ser tan repetitiva, he hecho una versión reducida que consiste en no repetir ninguno de los versos.
Puede ser cantada por tunas de chicas, con las adaptaciones que cada grupo quiera ("Las estudiantes navarras, mecachisla... dónde duerme el criado...etc)

No hay comentarios: