Páginas vistas en el último mes

jueves, 29 de diciembre de 2016

3 de Diciembre: Euskojono Eguna

Una breve historia de lo que hizo el nacionalismo con el cuarto cuartel
Más pesaos que la chorra un novio
Llamando al timbre cada cinco minutos: 
- Hola, vecina, ¿tienes sal?
- Sí, toma, quédatela, no hace falta que me la devuelvas
Al rato...
- Hola, vecina, ¿quieres que te sintonice la ETB? Hay un recital de chalaparta...
A la noche...
- Nafarroa! Nafarroa! Zure atean nago ni (Navarra, estoy junto a tu puerta)
- Ate ondoan, hor konpon (Junto a la puerta, ahí te apañes)

Y es que no hay nada más pequeño que el sentido del ridículo de un nacionalista. Echenique, con toda su nanotecnología, es incapaz de detectarlo.
Y así llevan desde que el irurac bat se les quedó como su sentido del ridículo y pasaron al laurak bat y al zazpiak bat. Da la impresión de que no van a parar hasta conseguir su Euskal Herría Una, Grande y Askatú.
En vez de conformarse con lo que ya tienen, en vez de ser autónomos y valorar las muchas virtudes que poseen, en lugar de levantar su autoestima ("Patxi, no te pases, ¿aún más?").., da la impresión de que sin Navarra no son nada


En este último mes hemos visto unas desvergonzadas maniobras de acercamiento que los navarros deberíamos denunciar. Se trata de una fecha muy importante para nosotros: el 3 de Diciembre. Veamos resumidamente lo que esta fecha significa para Navarra y lo que el nacionalismo independentista va intentando hacer:

3 de diciembre San Francisco Javier, Patrono y Día de Navarra
  • Francisco Javier, Santo: Muere el 3 de diciembre de 1552. En 1622 es canonizado por Gregorio XV
  • Patrono de Navarra: El 2 de agosto de ese mismo año de 1622, la Diputación del Reino de Navarra lo adoptó como Patrono. En 1657 el Papa Alejandro VII declaró como copatronos de Navarra a San Fermín y a San Francisco Javier y declaró ambas fiestas como de precepto. 
  • Día de Navarra: La Ley Foral 18/1985, de 27 de septiembre, aprobada por el Parlamento de Navarra declaró como Día de Navarra el día 3 de diciembre
Hasta aquí todo normal, con clase y con tradición como para enorgullecer a cualquier navarro.

Esta bandera, aquí donde la ves, tiene 460 años
Pero a partir de ahora comienza el euskojono:

3 de diciembre, Día Internacional del Euskera y de Euskadi
  • En 1949, la Sociedad de Estudios Vascos eligió también el 3 de diciembre para celebrar el día internacional del euskera, dando el pistoletazo de salida a una carrera de despropósitos. ¿Por qué eligiron el día de San Francisco Javier y no, por ejemplo, el de San Ignacio de Loyola, del que nunca hubo duda de que su lengua materna era el euskera? ¿O un día sin significado religioso? La única razón es que San Francisco Javier era navarro. 
Ya están, pues, llamando a la puerta de la vecina, como veíamos al principio.
Sin embargo tal celebración no tuvo auge ni en la Dictadura ni en las primeras décadas de la Democracia, y fue languideciendo hasta que...
  • 50 años más tarde, en 1999 el Gobierno vasco decide recuperar esta celebración, entonces ausente del calendario. Y precisa la viceconsejera de Política Lingüística, Josune Ariztondo: "el día elegido es el 3 de diciembre, el día de san Francisco Javier, navarro, vascoparlante y autor de escritos en euskera". ¡Toma ya! 
  • En 2001 (sigo a Arbeloa), el jesuita guipuzcoano P. José María Recondo, el mejor biógrafo de Francisco de Javier, publicó el libro La lengua vasca de san Francisco Javier: O cuarenta años de obsesión, a los cuarenta años de haber afirmado que la lengua vasca había sido la lengua nativa del santo. Pues bien, tras esa larga experiencia de lecturas, estudio y de investigación, llegó a la siguiente conclusión:
¿Habrá que esperar a que algún afortunado descubra un día un verdadero argumento entrañable que ponga en labios de Javier la lengua plurimilenaria? Nada más deseable. Mientras tanto, no consta, nada prueba. Rotundamente, no hay argumento, con certeza histórica, de la lengua vasca de San Francisco Javier.
Es un montaje, pero así se recibió hace bastantes años a la Javierada en Monreal
Tras este portazo a las aspiraciones nacionalistas, algún ingenuo pensará: "bueno, ahora no tiene ya ningún sentido que mantengan el Día de San Francisco Javier como Día del Euskera". La respuesta se la da...
  • En 2016, el Gobierno de Barcos ha declarado que el Día del Euskera sea el Día de Navarra. Ya no cita a San Francisco Javier, pero sigue siendo el 3 de Diciembre.
En resumen, lo de "¡agárrate a la brocha, que me llevo la escalera!". Se les ha roto la escalera ("Rotundamente, no hay argumento, con certeza histórica, de la lengua vasca de San Francisco Javier"), y no sólo siguen pintando como si nada, sino que rizan el rizo del equilibrista más birguero:
  • El 28 de Diciembre de 2016, Día de los Inocentes, leemos que EH Bildu propone que el Día de Euskadi se celebre el 3 de diciembre -a la vez que el Día de Navarra-, y, haciéndose el estrecho, el Gobierno Vasco se ha mostrado este martes a favor de debatir la iniciativa de EH Bildu. "El euskera -dice Bildu- es el principal símbolo de unión de la ciudadanía vasca". El castellano, en cambio, sólo lo hablan el 100% de los ciudadanos de Euskadi.
¿Cabe mayor euskoakoso y euskojono? Y es que va en los genes del nacionalismo.

¡Navarra, o cambias de casero (gobernantes), o date por jodida! (¿agresión sexista?)

No hay comentarios: