Páginas vistas en el último mes

viernes, 22 de abril de 2016

Tortura en el Para-lamento de Navarra


La una (Aznárez) invita a Bildu a que retiren "las carteles" (así lo recogen las cámaras); la otra (Barcos) cree que el PP no debía haberse dado por aludido; Pérez, que libertad de expresión; Aráiz: el PP busca su minuto de gloria; Martínez, que en Esp.., perdón, que en el Estado se tortura... Y yo me pregunto: ¿no prevé el reglamento alguna sanción (x días de empleo y sueldo...) para esta gente? En fin, ¡Para-lamento de Navarra!


Los dos parlamentarios del Partido Popular, Ana Beltrán y Javier García, se han tenido que ir del pleno ya que los representantes de Bildu les han impedido tomar la palabra al levantarse con carteles donde se leía la palabra Tortura.
Ha sido en el momento en que Ana Beltrán tomaba la palabra para defender su postura en el debate del proyecto de Ley de Transparencia. Los ocho representantes de Bildu se han puesto de pie con carteles. La portavoz del Partido Popular ha pedido amparo a la presidenta del Parlamento, Ainhoa Aznárez, quien se ha limitado a pedir que retiraran "las carteles" (sic). Sin embargo, cuando Adolfo Aráiz se ha mantenido de pie sin obedecer a la presidente, ésta se ha limitado a callar.


Los dos representantes del Partido Popular se han levantado indignados y han recordado que precisamente son aquellos que se han levantado quienes han apoyado durante décadas la acción de los terroristas.


Tiempos de intimidación
“Hoy hemos revivido aquella etapa en la que Herri Batasuna estaba en el parlamento e intimidaba al resto de fuerzas como ha sido hoy”, ha afirmado Ana Beltrán.
“Que Bildu nos llame torturadores cuando son ellos los que amparan y siguen sin condenar los asesinatos de ETA, las extorsiones y los secuestros es la mayor desvergüenza”, ha continuado.
Ana Beltrán también ha querido mandar un mensaje a la presidenta del Gobierno, Uxue Barkos, que gobierna en Navarra gracias al apoyo de Bildu. Barcos había considerado que el Partido Popular no debía tomarse los carteles -sacados precisamente con la intervención de Ana Beltrán- como un insulto (¡toma ya!).
“Es uno de los insultos más graves que se pueden dar en democracia. Y lo que la señora Barkos se tiene que plantear es que si puede continuar como socio de gobierno un partido que es capaz de hacer estas acusaciones”, ha concluido Ana Beltrán.




Reacciones ( algunas no tienen desperdicio; lo dicho: Para-lamento de Navarra):
Aráiz: Beltrán ha buscado su minuto de gloria con algo que le molesta: que se denuncie las torturas. Y le molesta porque ha estado amparándola
Esparza: Bildu no puede dar lecciones de democracia ni puede ir de víctima. Las verdaderas víctimas son las causadas por ETA
Pérez: libertad de expresión en un contexto en el que se está deteniendo a gente por denunciar la tortura
Chivite: entre unos y otros están convirtiendo el Parlamento en un circo (unos, ya sabemos quiénes son; ¿y los otros?)
Martínez: en el Estado español se tortura (si tan claro lo tienes, presenta una denuncia) y a algunos les cuesta usar la palabra “condena”
Nuín: debatir con normalidad, contundencia, enfín… (joé, no sé qué subrayar, porque no dice nada)
Barcos: no tenía que haberse entendido como un ataque al grupo Popular (sólo buscaban la sonrisa de Ana). Si lo hubiera sido, entendería alguna reacción

No hay comentarios: