Páginas vistas en total

domingo, 31 de diciembre de 2017

El otro Pedro Osinaga


El otro día estuvo en una iglesia y pidió, me dice, volver a tener fe, algo a lo que agarrarse. Fe en el Más Allá, sobre todo. Eso le inquieta. «La vida se va gastando y he ido perdiendo la fe; otros la encuentran al final; yo la he perdido cuando más la necesito; me resulta difícil tener fe». 
***
Venid, que sale Pedro Osinagaaaa, de Pamplonaaaa, de la Plazuela San Joséeeeee
Mi madre adoraba a los actores pamploneses: Alfredo Landa, Valentina, Joaquín Pamplona... y conocía cosas curiosas de todos ellos. Con voz engolada, imitando a Osinaga: "El arroz sigue su marcha progresiva"... 
Pero en lo de "la Plazuela San Joséeeeee" estaba equivocada. Así que, aunque lleva en el cielo siete años y el mismo Pedro ya se lo habrá aclarado, por si acaso, lo hago también yo:
De Jarauta, mamá, de Jarautaaaa
***
He encontrado un par de entrevistas que aportan datos que desconocía sobre su relación con Pamplona (una, en 2010) y con el Más Allá (la otra, en 2012)

El actor navarro, durante la entrevista realizada el 24.01.10 en el Hotel Palacio de Guenduláin. BUXENS

DN  24 de enero de 2010, entrevista en el Hotel Palacio de Guenduláin

Regresa a su Navarra natal con la alegría del que se siente reconocido. La Asociación de Periodistas de Navarra le galardona a él, actor que acumula miles de horas sobre el escenario y que conoce bien la esencia del teatro: Pedro Osinaga.
MICHELLE UNZUÉ Pamplona
A Pedro Osinaga Escribano (Pamplona, 1936) generalmente le sorprende el estallido rojiblanco de los Sanfermines trabajando en el Gayarre. Por eso, a este navarro amante de las fiestas le encanta redescubrir la ciudad cuando llega de la capital, donde reside.
¿Se siente profeta en su propia tierra?
Me siento querido y es muy importante, sobre todo para los que nos dedicamos al espectáculo.  
Los periodistas le premian, pero ¿le han hecho rabiar muchas veces?
A mí casi siempre me describían en las críticas teatrales como “el actor pamplonés” y me gustaba, pero, después, no tanto porque decían: “el veterano actor pamplonés”; ¡lo de veterano me parece bien para un coñac, no para un actor! (ríe). Siempre he agradecido a los periodistas que hablen de mi trabajo, entiendo que a unos gustas y a otros no, y como a la mayoría les gustaba... Y sobre todo han respetado mi vida privada. Hoy día, estar trabajando desgraciadamente no vende, y sí que hayas tenido un hijo con una señora que no es tu mujer. Generalmente los periodistas, cuando tratan con personas que no venden su vida, te respetan más. Además tuve una desgracia muy grande, se mató un hijo mío y seguí trabajando; los periodistas me llamaban para tranquilizarme y darme ánimos, y agradecí mucho el apoyo.
Le galardonan por “extender la imagen de Navarra más allá de sus fronteras”. ¿Se considera un embajador de tierras forales?
Qué más quisiera yo que ser un embajador... siempre me he sentido muy navarro y muy de Pamplona, y excepto un año que trabajé en Baluarte, siempre he estado en el Teatro Gayarre. Fui uno de los que fundó la peña Anaitasuna; nací en la calle Jarauta, y me bautizaron en el gallico de San Cernin, así que más navarro... Me acuerdo que cuando salía con la peña de los toros, miraba a las cabecicas que se asomaban por las ventanas de los camerinos del teatro y me decía ‘Qué desgraciada la gente que está trabajando...’, ¡y la cabecica que, años después, se asomaba era la mía! También me encantaba ver las colas que se organizaban en el Gayarre para ver las funciones que se hacían...
Cuando pasea por Pamplona, ¿ve muy cambiada la calle Jarauta?
Sí, ayer me vino a buscar un amigo al tren y me dijo que íbamos a comer en la calle donde nací. Vine al mundo en una panadería, porque la familia de mi madre era panadera, ¡y no sabía dónde estaba el piso! Y fuimos a un restaurante de Jarauta en el que se comía muy bien, como a mí me gusta. Admiro la cocina moderna, pero prefiero la comida de cuchara.
¿De qué actuación en Navarra guarda especial recuerdo?
Estuve once años, de 1972 a 1983, representando la comedia “Sé infiel y no mires con quién”, es la única con la que he venido varias veces a Sanfermines.
¿Qué proyectos se trae entre manos?
Ahora estoy tranquilo y no pienso en nada, de momento quiero descansar. He estado fastidiado porque hace dos años me operaron de la cadera y tuve problemas, incluso estuve en coma varios días, pero afortunadamente estoy recuperado y puedo trabajar. 


La Razón 09 de noviembre de 2012 Amilibia

Ha pasado por una muy mala racha: primero fue aquella operación de cadera que se complicó, luego el ictus que sufrió en el escenario del teatro Príncipe-Gran Vía (logró terminar la comedia malamente, casi sin poder hablar, y después le llevaron a urgencias) y más tarde el cáncer de próstata que le detectaron a tiempo. Si usted le dice a Pedro Osinaga que está vivo de milagro, él le responderá con toda su sorna navarra: «No, estoy vivo porque me hacía y me hago dos revisiones al año». 
–Algunos pensarán que se ha retirado...
–No, yo no me he retirado. Soy un actor en posición de descanso que lleva cuatro años sin trabajar, que se cuida para que no se repita el ictus. 
–En los 50 hizo revistas y zarzuelas...
–Tengo un recuerdo maravilloso de aquellos tiempos. «Ven y ven al Eslava» fue muy bien. Estuvimos dos años en Madrid y uno en Barcelona. Entonces se cantaba sin la ayuda de micrófonos. También hice «Doña Francisquita» en teatro y mucha zarzuela en TVE. Era barítono. Me dieron en Pamplona el Premio Sarasate.
–No sé si lamenta haber dejado de cantar.
–Hasta el día de hoy lo lamento. Me gustaba mucho. Pero cuando empecé en la comedia, tuve que perder el engolamiento peculiar de los cantantes de zarzuela cuando hablan en el escenario. Tuve que desaprender maneras.
Su madre era profesora de piano. Y Pedro cantó en el Orfeón Pamplonés dos años. Hizo poco cine porque entonces, cuando las dos funciones diarias, era difícil compaginar el teatro con el Séptimo Arte, «y, además, los directores de cine nunca se han fijado mucho en los actores de teatro». De cualquier forma, su pasión fue y es el escenario. Su gran éxito: «Sé infiel y no mires con quién», once años seguidos llenando teatros, del 72 al 83. Lo curioso es que él no quería hacer esa comedia, «fue mi mujer la que se empeñó; ella vio el éxito».  Después, interpretó obras que mantuvo en cartel tres y cuatro años, algo muy difícil hoy. Recuerda «Sálvese quien pueda», un título muy apropiado en estos días. Él está salvado, no tiene problemas económicos, vive entre Madrid y Segovia, juega al golf (poco), pasea (mucho) y lee en voz alta porque, después del ictus, es un buen ejercicio para articular bien las palabras: «A veces me patina un poco el embrague y no se me entiende bien».
–El ictus me dio trabajando en el teatro Príncipe Gran Vía, en el escenario. No paré la función, aunque casi no podía hablar. Acabé la comedia malamente y después de dos semanas internado, seguí con ella.
–Ha sido fiel al teatro y éste se lo ha pagado bien...
–He sido fiel a mi trabajo, a mi familia, a mis amigos. Y sí, el teatro me ha pagado bien mi fidelidad. Era duro, estaba casi siempre de gira, terminabas a una de la madrugada en Oviedo y a las siete de la tarde del día siguiente ya levantabas telón en Logroño. Qué palizas. Pero las echo de menos más que el escenario por los muchos amigos que tenía en todos los sitios.
–El año pasado le dieron el Premio Nacional de Teatro Pepe Isbert. Quizá añora más honores...
–He recibido muchos premios, pero un actor nunca tiene bastantes. Por la vanidad, ¿sabe? Ya no tengo vanidad, la vida y sus penas te curan de eso. Un día descubres, por las malas rachas, que lo único importante de la vida es la salud, o sea, la vida. 
El otro día estuvo en una iglesia y pidió, me dice, volver a tener fe, algo a lo que agarrarse. Fe en el Más Allá, sobre todo. Eso le inquieta. «La vida se va gastando y he ido perdiendo la fe; otros la encuentran al final; yo la he perdido cuando más la necesito; me resulta difícil tener fe». Le radiaron para frenar el cáncer. Y lo frenaron, confiesa. «En Navidad tengo una revisión, a ver qué pasa». Siente las ausencias de los amigos que se fueron, sobre todo la falta de su hijo, que se mató hace 20 años en un accidente de moto, «y me parece que fue ayer». Al día siguiente salió al escenario a hacer reír mientras lloraba por dentro. «No me retiré porque me sentía fuerte, pero fue terrible».
–¿Qué teme del futuro?
–La soledad. Se cumplen años y crece el temor a la soledad. Creo que envejezco con serenidad. Me dicen que me conservo bien, pero yo no me veo bien en el espejo. Para reconocerme tengo que mirarme dos veces. Lo peor de la vejez es perder agilidad, memoria, ilusión...Yo he perdido mucha ilusión, la verdad es que no me hace ilusión casi nada. Eso es malo. Las desgracias hacen perder la ilusión. Qué le voy a hacer.
Ahora está entretenido pasando antiguos vídeos de zarzuelas a DVD. «Me veo tan joven y tan majo y me digo: "Joder, Pedro, mira lo que eras y lo que eres''. Ya, es ley de vida, nos pasa a todos, pero es doloroso». No fuma ni bebe. Sólo tinto de verano, incluso en invierno.
***
Para ti, con todo el cariño, por los buenos ratos que nos has hecho pasar y por haber sido un buen embajador de ésta, tu ciudad, va en tu honor esta preciosa canción de Iñaki Lacunza

jueves, 28 de diciembre de 2017

La Ribera y Tabarnia

La Ribera se siente también abandonada y se rebela contra Barcos
El separatismo, mal disimulado tras el derecho a decidir, se ha encontrado en Cataluña con la horma de su zapato: la Cataluña cosmopolita, multicultural y bilingüe, conectada al resto de España y de Europa, que decide no decidir, esto es, no separarse; es la Cataluña que decide separarse de los separatistas. Tabarnia es la queja de una mayoría no separatista en votos que no se traduce en escaños. Esto es Tabarnia: con 'Ta' de Tarragona, 'Bar' de Barcelona y 'nia' de Catalu-nya, pero con 'i latina'.

***
Pero, antes de ceder la palabra a Tabarnia, quiero señalar una similitud que se está produciendo en Navarra, por motivos, diferentes en origen, pero que desde la llegada al poder de los independentistas se ha agudizado notablemente. La escisión se llama "la Ribera"; no "la Ribera de Navarra" -insisten-, sino "la Ribera, a secas" (ya veréis por qué). Y su presentación tuvo lugar el día 2 de Diciembre, en Baluarte, de labios (¡y qué labia!) de Aroa Berrozpe, :



Actualización 18:00
Con toda rapidez van llegando aportaciones sobre esta nueva autonomía:
Hartos de la discriminación por no haber hablado nunca euskera, empresarios de la industria agroalimentaria y ciudadanos riberos crean una asociación para impulsar a "Riberna" como provincia independiente de Navarra. Por fin Tudela será capital. #Riberna #FreeRiberna #Tabarnia
Riberna retoma la soberanía histórica de los Banu Qasi y se declara en guerra contra la colonización guiputxi de la Fagor. Sus señas de identidad cultural serán las jotas,
el idioma ribero y la bander
a del cogollo de Tudela sobre fondo de gules #Ribernexit
***
Y, ahora sí, cedo la palabra (y, sobre todo, la imagen: claro y breve) a la página de Tabarnia:

Cataluña se compone de dos zonas claramente diferenciadas desde el punto de vista económico, lingüístico, identitario, poblacional y social. Una parte independentista y otra, entre otras cosas, constitucionalista (Tabarnia). La división administrativa actual no se corresponde con la realidad, y por tanto es necesario cambiarla.

Propuesta de división de Cataluña en dos territorios según su apoyo al independentismo
Propuesta de división de Cataluña en dos territorios.
No hace falta recurrir a los centenares de estudios que se han escrito sobre el tema, para observar que existe una Cataluña rural, mayoritariamente separatista, basada en una economía local, obsesionada con la identidad y hostil a la lengua castellana; y de otro lado una Cataluña cosmopolita, orgullosamente bilingüe, urbanita, multicultural e intensamente conectada con el resto de España y Europa.

La primera es la que los medios de comunicación controlados desde la Generalitat se esfuerzan por hacer ver que es la única existente. La segunda, Tabarnia,  está formada básicamente por Barcelona, su área metropolitana y la franja de terreno que la une con Tarragona. Es esa Cataluña industrial, próspera y bilingüe contraria al separatismo que lucha sin conseguirlo por un trato fiscal justo contra el gobierno de la Generalitat.

Como una imagen vale más que mil palabras vamos a mostrar una serie de mapas que demuestran más allá de toda duda razonable que hay dos sociedades, dos manera de pensar y dos realidades sociales diferentes conviviendo en la comunidad autónoma de Cataluña.
En estos mapas puede verse claramente dos zonas diferenciadas en Cataluña.
Propuesta de división administrativa de la nueva comunidad autónoma de Barcelona
Propuesta de división administrativa de la nueva comunidad autónoma de Tabarnia

En nuestra plataforma hay consenso en que Barcelona y su área metropolitana deberían independizarse de Cataluña y formar su propia comunidad autónoma haya o no independencia. En lo que todavía no hay acuerdo es si se debería incluir a Tarragona y la franja de terreno que la une con Barcelona. Esas comarcas tienen las mismas características que Barcelona: bilingüismo, voto no nacionalista mayoritario, multiculturalidad, alta urbanización, fuerte relación económica y cultural con el resto de España, etc. Y a diferencia de otras áreas no independentistas como el Valle de Arán sí está unida físicamente al área metropolitana de Barcelona.




Quienes son partidarios de incluir al municipio de Tarragona en una hipotética comunidad autónoma de Barcelona utilizan el término de “Tabarnia” para denominar el territorio que debe separarse de Cataluña (Tabarnia = Tarragona + Barcelona). Este neologismo ha sido acuñado por nuestra plataforma y ha tenido una alta aceptación en la sociedad barcelonesa.

miércoles, 27 de diciembre de 2017

Talibanes de la 'TX'


Desde antes de la Transición, la lengua española y el euskera vienen padeciendo un fenómeno bastante lamentable. Consiste en escribir en castellano, pero con grafía vasca.

El destrozo para el castellano es evidente. Pero no creo que sea menor para la lengua vasca. Flaco favor le hacen porque venden como euskera lo que no es sino un castellano mal escrito.
José Javier Corpas sabe bien quién es el responsable de este desaguisado 

Las mazas golpean con la ‘tx’                                                 por Jesús Javier Corpas
Cuando el furor nacionalista trata de expandir por el viejo reino sus grafías, el resultado acaba en la regresión al más genuino español de antes
Acostumbramos a decir que la F, en lengua española, es letra poco modesta, ya que no admite ir de última en ninguna palabra. También podríamos alegar que la X está cogiendo en los últimos tiempos un comportamiento agresivo, avasallador y excluyente. No sería cierto. Las letras no tienen personalidad y sí características. Y estas pueden ser las propias de su idioma, o las de alguien que las use mal, para imponer una colonización anticultural.
La X ha servido para tachar, para designar lo oscuro: "míster X"; lo pornográfico: "clasificado X"; o bien lo grueso: "talla XXX". Aunque la X adquiere su peligro cuando la pueden juntar a la T; entonces es susceptible de que la impongan en cualquier sitio. La T que, bien mirada, parece un tipo con boina, si se alía con la X, da lugar a una combinación más invasora que el mosquito tigre.
Oreja en mano, Jon Idígoras, "Chiquito (sic) de Amorebieta"
Veamos ejemplos. Existían unos vocablos muy bien traídos que van siendo erradicados por los talibanes de la TX. Aquí la gente tapeaba banderillas; histórico aquel cartel anunciador, «Banderillas controladas por radar; Chavis tiene una vista de lince». Sin embargo ¡ay, amigo!, existe el verbo pinchar, por el que a los comestibles atravesados por un palillo se les pasó a llamar pinchos. Y pincho, a un antiortográfico le permite meter una TX. Y un talibán no comparte espacio con nadie. Así que banderilla y tapa debían desaparecer.
En las fiestas, los abertzales autóctonos llamaban siempre a su zona de exclusión, «barracas políticas»; pues han tenido que inclinar la cerviz ante Bilbao, que el que manda, manda. Y si allí usaban una degradación de choza, llamándole “txozna” (ahora, “txosna”), aquí tenía que ser igual.
Le pasó al chuletón. Ahora usted podrá leer: Tenemos chuleta de cerdo, chuletilla de cordero y «txuletón» (sic) de buey. Y esa agresividad del derivado cárnico asciende hasta a la ganadería. La Comunidad Foral tiene una denominación de quesos (‘Urbasa’ fue fagocitada por la guipuzcoana ‘Idiazábal’). Esa denominación es la de ‘Roncal’, la más antigua de España y con unos productos prestigiosos. Se elabora en ese valle, donde tiene su origen el ganado ovino de Raza «Rasa» Navarra.
Ésta es especie dura, que ya en el siglo IX el rey concedió derecho a los roncaleses y salacencos, por su lucha contra los sarracenos, a pastar en las Bardenas; esta oveja trashuma y da corderos de gran calidad. Con el aumento en la demanda de queso, se hizo necesaria la lacha, adecuada a la producción láctea. Ésta, que cría en Guipúzcoa y Álava además de aquí, era más propia de la pradera de clima atlántico que del frío de Belagua. Y se instaló en la zona hace mucho e hizo bien en aportar su leche. Pero, además, para alborozo de algunos, se le podía meter una 'TX', no lleva la denominación 'Navarra' y su difusión incluye a Euskadi. Así que ya desplaza en folletos y publicaciones a nuestra oveja genuina. Busquen, busquen...
Ahora le toca a un barrio con bonito nombre de etimología francesa. Y, la verdad, si Álvaro Cunqueiro viera titular su libro como «Las kronicas del sotxantre», con el cariño que tenía al lenguaje, no lo podría soportar.
La 'X', simbolizando el martirio de San Andrés, figura con la cruz de San Jorge en la que fue bandera para Vizcaya primero y, después, de un partido político, el PNV. Cuando pudo, fue impuesta por éste a todas las Vascongadas (ahora llamadas ‘Euskadi’) y, en su furor expansionista, intentó cubrir también a nuestro Viejo Reino y, selectivamente, a algunos territorios que dependieron de él.
Y, sin embargo - ¡mira por dónde! -, en los tiempos de Cervantes la X sostenía los fonemas G y J (Ximénez). Así, se escribe ‘México’ pero se pronuncia ‘Méjico’. Luego nacieron aquellas (G y J), y la X se limitó a su sonido. Por tanto, cuando escribimos Uxue por Ujué, se podría opinar que estamos haciéndolo en el más genuino español de antes. 
Feliz Navidad y saludox.
Jesús Javier Corpas Mauleón es escritor y empresario

martes, 26 de diciembre de 2017

1158€ por bala

Durante cinco segundos, eternos, clavó sus ojos en Álvaro Baráibar...
José Ignacio Ulayar denuncia al Gobierno de Navarra por apoyar descaradamente y con dinero público (incluido el de las víctimas) a quienes intentan escribir la historia al revés.
"Tras aquellos momentos de espanto e impotencia y entre llantos, el crío se agacha y busca. 
Busca en el suelo y busca en la pared, donde quedó empotrado uno de los proyectiles, y busca en aquel cuerpo inerte de padre. 
Busca las cinco balas que escupió la pistola del terrorista Vicente Nazábal" (Salvador Ulayar)
***
Cuando se gobierna con Bildu, necesariamente ocurren estos desaguisados que indignan a cualquier ciudadano de esta tierra navarra.
No lo creeríais si no hubiera imágenes,  y pasaría desapercibido si simplemente fuera una reseña de dos líneas en cualquier periódico (que es lo que, desgraciadamente, ha salido en algunos. Aunque hay excepciones que se agradecen). 
Pero las imágenes hablan por sí solas y dicen que lo que está ocurriendo en Navarra con la Dirección de Paz, Convivencia etc... indigna a cualquier conciencia democrática, que cree, por tanto, en los Derechos Humanos.

Dimisión
Después de ver lo que ocurrió, no cabe otra salida.
¿Que no vuelvan los representantes del Gobierno por las concentraciones de las Víctimas? Da igual, porque si vienen, mal (gobiernan con Bildu, que apoya a los asesinos); y si no vienen, peor (que un Gobierno de Navarra no apoye a las Víctimas de ETA, lo dice todo).
Pero sí que este blog exige la dimisión inmediata de Álvaro Baráibar y la disolución de la Dirección General de Paz, Convivencia y Derechos Humanos, por apoyar descaradamente y con dinero público (incluido el de las víctimas) a quienes intentan escribir la historia al revés.
Porque lo que vais a escuchar, como sea verdad (y hemos comprobado que lo es) es una vergüenza miserable.
No puede resultar sencillo para el hijo una víctima tener que dirigirse a Álvaro Baráibar, Ana Ollo y Koldo Martínez, allí presentes, representantes de un Gobierno que acaba de subvencionar con 5.790€ las balas asesinas que Vicente Nazábal descerrajó contra su padre. Y no sólo no perdió el hijo de Ulayar los nervios, sino que ayudó a calmar la indignación general.
Por la dificultad de su tarea, José Ignacio se encomendó a Maria Luisa Ayuso, la viuda de Juan Atarés y a su increíble actitud de sereno dolor -como se ve en la imagen de José Luis Larrión-, arrodillada ante el cuerpo, aún caliente, de su Juan.
Y a fe que el hijo de Ulayar lo consiguió.
***
-“Y espero que el Gobierno de Navarra, del que hay representantes aquí...”
José Ignacio interrumpió su discurso.
Durante cinco segundos, eternos, clavó sus ojos en Álvaro Baráibar, al que ya había enviado, sin obtener respuesta, un correo electrónico en los mismos términos de lo que dijo luego.
Y esperó -en vano- a que los delegados de la Barcos fueran capaces de desmentir la noticia que Ulayar ya había enunciado:
“El Gobierno de Navarra financia un estudio que muestra
como víctimas a los asesinos de un exalcalde”.
- “A ver, dónde están”- gritó alguien, exigiendo que dieran la cara. 
Y José Ignacio, con serenidad y firmeza, siguiendo el ejemplo de María Luisa, con un ‘por favor’, consiguió proseguir la lectura:
Imagen de Pablo Lasaosa en Navarra.com
ABC lunes, 18 de diciembre de 2017 pág. 30  ESPAÑA
Dinero público para investigar «torturas, represión y violencia estatal» en Navarra
El Gobierno financia un estudio que muestra como víctimas a los asesinos de un exalcalde
PABLO OJER PAMPLONA
El pasado 16 de octubre el Gobierno de Navarra aprobó una ayuda de 5.790 euros para el Ayuntamiento de Echarri Aranaz con la finalidad de «elaborar un diagnóstico del sufrimiento por razones políticas». Esta ayuda se enmarcaba dentro de la partida destinada a «Ayudas a las entidades locales para la realización de actividades en materia de Memoria Histórica, Paz y Convivencia».
En dicha resolución, el Gobierno de Navarra afirma que «los beneficiarios cumplen con los requisitos necesarios para acceder a las ayudas y procediéndose a la valoración técnica según el baremo establecido en las bases reguladoras».
La solicitud del Ayuntamiento de Echarri Aranaz debía de cumplir ampliamente los requisitos, porque el Gobierno de Navarra le concedió la totalidad de la ayuda solicitada, 5.790 euros.
En la solicitud de la ayuda, previa a su concesión, el Ayuntamiento explicaba que dicho estudio lo realizaría la Fundación Euskal Memoria, que ya cuenta con una base de datos del sufrimiento por razones políticas de toda 'Euskalherria. Y se sumarán las aportaciones realizadas por los vecinos. Para ello, hace escasas semanas, el Ayuntamiento buzoneó la solicitud de testimonios y pruebas para elaborar el «Mapa del sufrimiento en Etxarri Aranatz».
En la solicitud también se explica que el estudio tendría dos partes, una con las víctimas hasta el año 1960 y otra a partir de dicho año. En esta segunda parte, siempre según la propia solicitud, se buscaría «muertos y heridos causados por la represión y la violencia estatal, muertos y heridos por la violencia de las Fuerzas Armadas, actividades parapoliciales y guerra sucia, secuestros, violencia policial, tortura y otros ataques físicos o psicológicos, política carcelaria y sus consecuencias, exilio o los efectos de otras expresiones violentas, kale borroka, persecuciones, amenazas...».

«Huella enorme»
Si accedemos al estudio que ya ha realizado la Fundación Euskal Memoria, observamos el listado de las víctimas producidas a partir de 1960: heridos, guerra sucia (personas/bienes), detenciones, casos de tortura y del Tribunal de Orden Público. Según afirmó el Ayuntamiento en la rueda de prensa donde se daba a conocer el inicio de dicho estudio, estos hechos suponen una vulneración de los Derechos Humanos. «Esas vulneraciones han conllevado un gran sufrimiento para vecinos del pueblo y sus familiares, dejando una huella enorme entre la población», afirmaba la alcaldesa, Eneka Máiz (Bildu).
Ni una mención a las acciones de terrorismo que, según los propios asesinos, también tienen una finalidad política, la independencia de 'Euskalherria’, y que ha marcado el devenir de la localidad navarra.
De hecho, observando el estudio de la Fundación Euskal Memoria, no se encuentra por ningún lado a Jesús Ulayar, ex alcalde de la localidad asesinado por ETA el 27 de enero de 1979. Sin embargo, sí que se puede encontrar como víctima a Vicente Nazábal, terrorista que descerrajó cinco disparos sobre Ulayar. Concretamente Nazábal está en el listado de “detenidos” y, lo más llamativo, en el listado de «casos de tortura». También se encuentran en el mismo listado de víctimas el resto del comando que, según sentencia judicial, participaron en el asesinato de Jesús Ulayar. Tanto el hermano de Vicente, Juan, como el cómplice, Jesús María Repáraz, y el encubridor, Eugenio Ulayar, sobrino de la víctima, se encuentran en él.

lunes, 25 de diciembre de 2017

Villancicos y cariño para las Víctimas

Mañana seguramente se entenderá mejor por qué he puesto esta imagen
de los hermanos Ulayar defendiendo "la casa del padre" en Echarri Aranaz
Siguiendo con el Homenaje Navideño a todas las Víctimas del Terror, quiero que veamos hoy, coincidiendo con el Día de Navidad, la parte más poética, musical y sentimental: villancicos de Savia nueva, poema de Arbeloa, ofrenda de velas a cada una de las 42 víctimas relacionadas intensamente con Navarra, Himnos enlazados de Navarra y España...
Dejamos para mañana otros temas relacionados con la ética y la indignación de las Víctimas (como anuncia la imagen de portada)

1. El Nacimiento, por Savia Nueva
No es la primera vez que el grupo de Fernando Cobo aparece por este blog. Estuvimos con Savia Nueva en una soberbia actuación en Ayegui y, acompañados por la Hermandad del Rocío, con la Guardía Civil de la Avenida de Galicia. Por cierto, aprovecho para agradecer al Coronel Javier Hernández su estancia en Navarra, en donde ha hecho muchos amigos, entre los que me incluyo

2. Poema de VM Arbeloa, por Maite Mur
Hace una semana presentaba Víctor Manuel en el Civicán sus poemas inéditos y -acertada elección- Maite Mur nos ha traído este emotivo poema:
LAS VÍCTIMAS OLVIDADAS
He leído todos sus nombres.
Algunos eran amigos de verdad.
otros, conocidos, seguidos o admirados.
Muchos, desconocidos por completo.
Pero he leído todos sus nombres.
Por todos me ha dolido el corazón
y ha latido mi sangre encendida
de rabia y de vergüenza.
A todos los he visto ante el Señor
de vivos y de muertos,
mártires-testigos de un mundo profanado
por el odio y la mentira.
Por todos ellos soy hoy más triste,
mucho más sobrio también y realista,
y sobre todo más tenaz y empecinado.
He llorado muchos funerales.
He andado kilómetros largos de protesta.
Ahora mismo combato de algún modo
en contra del olvido y la desidia.
Y dedico estos versos menestrales
a las víctimas olvidadas sin querer,
que no nos caben tal vez en la memoria.
No hay héroe anónimo ante Dios
ni tampoco ante la historia de verdad,
la que nadie estudia en las escuelas.
Pero que sepan todos
que todas las víctimas
olvidadas, acaso sin remedio,
aquí tienen una leve columna,
una verde guirnalda,
un cirio ardiente,
unas flores de versos,
que alguien puede leer o recordar
hasta el día del Juicio,
cuando vuelva Dios
armado de justicia hasta los dientes.

3. Ofrenda a las Víctimas
"Pero he leído todos sus nombres", decía Víctor Manuel. Y se leyeron todos los nombres. Y para cada uno, la vela -bien encendida- del recuerdo


4. Salve rociera, por Savia nueva
Para la romería del Rocío compuso Manuel Pareja esta Salve a la Blanca Paloma, con letra de Rafael de León (el del prolífico trío Quintero, León y Quiroga, ¿a quién no le suena?), de la Generación del 27


5. Himnos enlazados
Terminó Javier Horno la interpretación del himno de Navarra y no nos dejó tiempo para aplaudir. Inmediatamente enlazó con la del Himno Nacional.
Para todos el mensaje estuvo claro.

domingo, 24 de diciembre de 2017

Maribel. Homenaje navideño a las víctimas

No podía faltar un pequeño belén
A pesar de haber sido expresamente invitados a irse en el último homenaje a Joaquín Ímaz; a pesar de haber tenido que ser su hija, Carmen, quien les dijera que, por favor, se fueran, ayer volvieron a tener la mala educación de venir a donde saben que no son bien recibidos mientras -como auténticos tahures- sigan jugando con las víctimas.
Habrá, pues, que seguir diciéndoles:
  • que no se puede estar en misa y repicando
  • que no se puede servir a dos señores
  • que no se puede estar con los verdugos y con las víctimas
  • que no se puede estar con la hija de un asesinado por ETA y gobernando con Adolfo Araiz, el de ETA-falla
Unas 200 personas homenajeamos ayer, en las puertas de la Navidad, a todas las víctimas de ETA, en España y en Navarra, con motivo del 32 aniversario del asesinato -¡la víspera de la Nochebuena!- de Juan Atarés Peña. 
En Navidad -las fiestas más familiares, en las que cantamos con nostalgia los villancicos que aprendimos de niños- recordamos a todas esas familias a las que arrebataron un padre, un hermano, un hijo... y que en estas fechas sienten -más, si cabe- su pérdida.
Este homenaje ha sido profundamente entrañable y emotivo. Presidido por las banderas de Navarra y España, Javier Horno, con su viola, ha interpretado Noche de Paz y los himnos de nuestras patrias (grande y chica), se han cantado villancicos ('Savia nueva') y salves rocieras, ha habido responsos y oraciones, se han colocado velas a cada una de las 42 víctimas de ETA relacionadas con Navarra... 
Y aunque no me da tiempo de extenderme en cada intervención, sí que quiero que hoy escuchéis, muy atentamente, las palabras de Maribel:
  • bienvenida a los que habéis venido de corazón (bien recalcado)
  • los asesinos no son ejemplo de nada, como no lo son violadores, pederastas, maltratadores...
  • las víctimas fueron nuestro escudo
  • sus familias, que educaron solas a sus hijos, los educaron sin odio ni afán de venganza, pero sí de justicia
  • no podemos permitir que se blanquee la historia de la ETA
  • ni lo que ha hecho el Ayuntamiento de Pamplona con las placas de Lezcairu dedicadas a las víctimas. Las que tienen placa, no dice quién las asesinó
  • una sociedad que olvida a las víctimas es una sociedad enferma.
Os dejo, pues, con Maribel. Mañana seguiremos con el resto de intervenciones

sábado, 23 de diciembre de 2017

En Navidad: Memoria, Justicia y Dignidad


"Queridos amigos: no hay forma más digna de dar comienzo a la Navidad que recordando con un sentido homenaje a quienes la ETA quitó la vida y mostrando nuestro cariño a sus familias. Nos vemos" (Maribel Vals)

El año pasado, en el homenaje navideño a las víctimas del terror, Juan Frommknecht dijo alto y claro lo que todos pensamos en voz baja:
“Durante muchos años, mientras que las personas que generaron tanto dolor tenían un reconocimiento público en estas fechas de Navidad y se pedía su excarcelación en los olencheros de los barrios de Pamplona, nadie recordaba a las familias de las víctimas. Hemos sido cómplices, por omisión, de una tremenda injusticia que aquí, a partir de este año 2016, queremos reparar”.

Más asesinatos por esclarecer que asesinos en la cárcel
Además de ese reconocimiento a las víctimas de ETA en las puertas de la Navidad, hay una exigencia para acabar con otra cruel injusticia:
(pincha, por favor)
En estos momentos quedan menos de 270 presos de la banda terrorista encarcelados en distintos recintos y, sin embargo, existen todavía 300 familias que ni tan siquiera han tenido la reparación mínima de que se juzgara a los autores del asesinato de su ser querido. Ahora hay más asesinatos por esclarecer que asesinos en la cárcel.
Por todo ello, te invitamos al homenaje navideño a todas las víctimas del terrorismo en el día – hoy, 23 de diciembre- y el lugar -Vuelta del Castillo con Fuente del Hierro- en el que cayó asesinado Juan Atarés Peña
Como dice Maribel: nos vemos... luego