Páginas vistas en el último mes

jueves, 29 de enero de 2015

La nuestra: la de Navarra


Consideraciones personales
1. En Navarra la ikurriña no está perseguida. La puedes llevar en la solapa, por la calle... La puedes llevar incluso al Chupinazo (siempre que sea sin mástil y no tenga un tamaño exagerado que moleste a los demás). La puedes exhibir en el balcón de tu casa, pero, lógicamente, no puedes ponerla en las Casas de Todos: Ayuntamientos, Diputación, Instituciones oficiales...

2. La ikurriña, en Navarra, no representa "lo vasco" de Navarra. Como dice la tira de Oroz, el alma vasca de parte de Navarra se encuentra perfectamente representada en la antigua bandera del Reyno, hoy actualizada con el escudo y la corona. Es lamentable, por tanto, que en algunos libros, diccionaros, paneles informativos... de Navarra, el euskera, la lengua vasca, la de nuestros antepasados vascones, se represente mediante una bandera de otra Comunidad y advenediza: la ikurriña.
3. Tiene razón el Sr. Ramírez, cuando dice que en los últimos años de la dictadura, la ikurriña sirvió en Navarra de símbolo común de nacionalistas y no nacionalistas en la lucha por la libertad. Pero hay que tener en cuenta que en aquella época la bandera de Navarra y la española estaban contaminadas por la propia dictadura. Pero ya en 1977 la izquierda aceptó como bandera nacional la rojigualda. Y en Navarra la de Navarra, cuando se quitó la laureada. Desde entonces la ikurriña en Navarra ya no pinta nada, sólo intromisión.
4. Es cierto también que la ikurriña podría representar "lo vasco" como cultura común de los pueblos en los que está extendida la lengua y cultura vasca.
Así ondea en algunos ayuntamientos vascofranceses (siempre al lado de la francesa). Pero esa ikurriña es sólo cultural, sin connotaciones políticas. Un poco como la boina: que es algo de aquí, y punto. Pero la ikurriña no. Aquí, en Navarra, la ikurriña significa pertenencia a Euskadi (es la bandera de allí) o a Euskal Herria (entidad en la que a toda costa nos quieren meter). Y si encima va asociada, como en tantas ocasiones, a pancartas a favor de acercamiento de presos etarras, esa ikurriña es la bandera de ETA, la que con una bomba trampa sirvió de cebo para matar a tantos guardias civiles.
5. En los últimos años, desde la aparición de Nabarralde (1999), a muchos nacionalistas se les llena la boca con Navarra y hasta dicen que "no hay nadie más navarro que nosotros". Habrá que recordarles que, unos añitos antes, hacían coincidir navarro y facha. Que se han reído del Amejoramiento a mandíbula batiente. Y que si hoy sacan la bandera, no es la oficial. Y siempre acompañada de la ikurriña, la inevitable. Y no son navarros, porque no quieren una Comunidad diferenciada formando parte de España. Su ser vascos lo hacen incompatible con ser también españoles. Por tanto, no son navarros, sino nabarros. Y les voy a hacer una confidencia: para ser navarro hay que ser salao y no de la cáscara amarga. Tomen ejemplo:



6. Para mí, personalmente, la ikurriña está viciada de origen: diseñada por un racista: Sabino Arana; ha sido la bandera de ETA, utilizada en sus atentados; en Navarra ha servido para manipular cualquier acto cultural o festivo: olentzeros, zanpantzares, frontones, campos de fútbol, fiestas de cualquier pueblo. Cualquier acto que tenga cierta trascendencia mediática, ahí está la inevitable. Tanta insistencia no es normal. La ikurriña ya no es una bandera. Es un trágala obligatorio si pretendes disfrutar de algo: por ejemplo... del Chupinazo. La ikurriña en Navarra es puro y duro imperialismo.

Pasemos al artículo de Beatriz Arnedo: UPN, PSN y PP impiden que la ikurriña ondee en las instituciones.
Sólo EH Bildu, I-E y Geroa Bai apoyaron tramitar la iniciativa popular que pretendía derogar la ley foral de símbolos.


Se quedó en el cajón la iniciativa legislativa popular presentada en el Parlamento para que la ikurriña pudiese ondear en instituciones navarras. El pleno del Parlamento rechazó ayer abrir un debate sobre la propuesta. Se opusieron UPN, PSN y PP (sumaron 29 votos) frente a Bildu, Aralar, I-E y Geroa Bai (17 votos).
Los promotores estaban encabezados por Eneko Compains Silva (mira el enlace), que fue el encargado de defender la iniciativa en la tribuna del hemiciclo. Compains ha sido detenido en más de una ocasión, la última acusado de ser presunto dirigente de Ekin, considerada una organización del entorno de ETA. En su intervención de ayer, detalló la propuesta en la que defendían que el uso de la bandera de Navarra en los edificios públicos “no puede impedir” que se coloquen “otras banderas, y mucho menos si estas cuentan con amplio respaldo popular”. Pedían que se promuevan consultas populares sobre el uso de los símbolos, que se derogue la ley actual y que el Parlamento impulse una regulación “consensuada”.
— “El principio que defendemos es ni imposiciones ni prohibiciones”, afirmó Compains, indicando que la ley actual “se ha convertido en un símbolo de la inquisición en contra de la ikurriña”, que es “la bandera más perseguida” en Navarra, dijo.
A esto no creo que lleguemos

Acto seguido, los grupos de EH Bildu defendieron la propuesta:
— “Muchos ciudadanos por el hecho de ser navarros se sienten identificados con la ikurriña”, dijo Maiorga Ramírez, de Bildu.
Destacó que hoy la ley “persigue y niega” esa “pluralidad”:
— “Se puede negar el conflicto, se pueden poner una venda en los ojos y decir que aquí no pasa nada. Pero saben que eso es mentira y al final hay una imposición a través de una ley que cercena derechos fundamentales al conjunto de la ciudadanía”, agregó.
Patxi Zabaleta, de Aralar, indicó que la ley de símbolos no respeta la pluralidad, y “además de ser antidemocrática, es ridícula”.
— “Los nacionalistas somos navarros y no hay nadie más navarro que nosotros”, recalcó Zabaleta. “Ustedes pueden ser tan navarros como nosotros, no más”.

Cerró el turno a favor de tramitar la propuesta Txema Mauleón, de Izquierda-Ezkerra, que mantuvo que las instituciones navarras no reconocen “la identidad vasquista o vasco-navarra” de una parte de la sociedad.
— “¿Tan difícil es que busquemos una regulación, que respetemos que cada cual sienta la bandera que le dé la gana?”
Pero también indicó que si se exige el respeto a las minorías, también deberían tenerlo los ayuntamientos en los que gobierna EH Bildu con los que sienten que su bandera es la española.
Elizondo: ¡vergonzoso!

“Tienen un objetivo político”
— “Señor Mauleón, ¿de qué guindo se ha caído? Podemos estar sin instituciones, que cada uno haga lo que quiera”, le contestó Carlos García Adanero, de UPN.
A EH Bildu y los promotores les respondió su discurso en defensa de la libertad no es creíble:
— “No es creíble, cuando en este Parlamento por parte de algunos se sigue sin condenar todos los actos terroristas que ha cometido ETA, precisamente para imponer, entre otras cosas, esa bandera, la ikurriña”.
Opinó que la propuesta tiene un “objetivo político”, que es quitar primero la bandera de España, pero luego, la de Navarra. E ironizó con el voto a favor de EH Bildu en esta etapa preelectoral, cuando estas fuerzas “empiezan a sacar el escudo de Navarra”.
El portavoz de UPN indicó que “todo el respeto” para la ikurriña como bandera “de otra Comunidad”, no de Navarra. 
Coincidió el portavoz del PSN, Santos Cerdán, que respondió así a Compains su alusión a la “persecución” de la ikurriña:
— “Pasee usted con la ikurriña por el pueblo de la Ribera que usted quiera, y yo me paseo por algunas zonas de esta Comunidad con la bandera española, y veremos las reacciones de unos y de otros y a quién persiguen más”, señaló Cerdán.
Por su parte, Ana Beltrán, del PP, lamentó que el Parlamento estuviese debatiendo una propuesta “manifiestamente inconstitucional” y después de las advertencias de los servicios jurídicos de la Cámara sobre su admisión a trámite. Señaló que los populares no van a debatir una iniciativa con “quienes no creen en el estado de derecho” y “quienes han apoyado a asesinos.
— “No vamos a caer en su trampa, no les vamos a dar protagonismo, que es lo que buscan”. 


1 comentario:

Patxi Mendiburu dijo...

Precioso Patxi que se enterennn
L.J.