Páginas vistas en el último mes

martes, 21 de julio de 2015

Luis Carlos Rueda: Elegía a un torero

En Cistierna (León) nació Luis Carlos
Luis Carlos, te has ido como te gustaba a ti: sin que nadie se enterara, sin hacer ruido. Ni siquiera he podido darte las gracias por todos los años que pasamos juntos en el Departamento de Filosofía.
Hace mucho tiempo, a comienzos de los 90, me enseñaste este poema y te dije que lo publicaras, que tenía mucha fuerza, y podía aliviar un poco, al menos, a las víctimas de ETA.
Pero no te pareció el momento. Te gustaba hacer las cosas a tu manera.
Ahora que ya no me puedes reñir.., aunque, a mi juicio, es ya demasiado tarde...

ELEGÍA A UN TORERO

¡Olé tus quiebros!
¡Hace falta casta para engañar a la España Cañí de tus amores juveniles!
¡Trabajador de brega! ¡Diestro que ordena a los peones! ¡Cuántos habrán muerto por tus órdenes!
¿Y sus viudas? ¿Y sus madres? ¿Y sus hijos?
¡Lo mismo da! (Berdin da!).

Impertérrito el ademán, bigote en ristre como el inmortal Caudillo, leguleyo de impuestos revolucionarios, farsante de una noche con “El Loco de la Colina”, defensor del trabajador, luchador contra el paro, sucesor sabiniano...
Oficialmente inválido, políticamente portavoz de las huestes de Hitler, alegre y combativo con tu rictus de amargura.
¿A quién quieres engañar?
Tal vez a un público fanático que sólo gusta de la sangre y de la muerte.

¡Victimario! : el verdadero torero nada suplica a su enemigo; lo vence o muere en la pelea.
Tú te arrodillas implorando una pensión que niegas a personas inocentes e impotentes.
¡Luchador de mierda! ¡Fascista convencido! ¡Que te vayas!
Te mereces el hacha y la serpiente de la muerte.

Tus manos... ¿Cuál? ¿La izquierda...?
¿O la de tus obispos y activistas de goma dos, tiro en la nuca y parabellum?
¡Trabajador de tres millones al año sin rendir cuentas a la Hacienda del Estado opresor, tu querida España!
¡Justicia social! ¡Cobarde! ¡Pesetero! ¡Carcelero! ¡Miserable!

Nota: los restos de Luis Carlos Rueda Estrada se encuentran en el tanatorio San Alberto hasta mañana, día 22, a las 09.15, cuando serán trasladados al crematorio. Descanse en paz

3 comentarios:

Javier Baile dijo...

Descanse en paz. José Javier Baile Torrea

Patxi Mancebo dijo...

Uno de los profesores que más me ayudaron, y de los que tanto aprendí, como contigo Patxi, de una forma peculiar, a dirigir la vida. DEP

Patxi Mendiburu dijo...

Muchas gracias, Patxi Mancebo. Fue una pena que se fuera así, sin enterarnos. Pero él tenía esas cosas. Ya sabes que aquí tienes tu casa