Páginas vistas en total

martes, 13 de agosto de 2019

Anís la Praviana y el Jardín de la Pola

"el consejo que me dieron nunca lo podré olvidar,
viva el Jardín de la Pola, donde conocí al chaval."
Tuvo que ser este local, el Jardín de la Pola (hoy Café Jardín 1947, en la calle Florencio Rodríguez), donde a la protagonista del anuncio le dieron un buen consejo que cambió su vida: "que tomara unes copines p’al corazón alegrar". "Beberás sin vacilar, por la tarde y de mañana, una copita de anís, de este anís de la Praviana".
Este anuncio era, en San Juan, la señal para que saltaran al campo Osasuna y su rival. Hoy todavía lo recuerdan muchísimos aficionados, bien capaces de repetir algunos versos (la 2ª y 3ª estrofa).
Lo que no sospechábamos es que viniera de Asturias y que incluyera algunas expresiones en bable (gracias, Ana Luz) en los versos que canta la chica.


La letra
Esto es lo que, con la inestimable ayuda de mi amiga asturiana Ana Luz, he conseguido sacar. Ambos nos hemos rendido con el último verso de la 3ª (y 6ª) estrofa, que he puesto en verde esperanza por si alguien nos ayuda:
La primer vez de mio vida llegué al Jardín de la Pola,
pasé la tarde llorando y vine por no estar sola.
Un consejo a mí me dieron que nunca podré olvidar,
que tomara unes copines p’al corazón alegrar.

Si te quieres divertir sin temor a fracasar
una copita de anís deberás siempre tomar
beberás sin vacilar, por la tarde y de mañana,
una copita de anís, de este anís de la Praviana.

Ayer te vi muy de mañana tomando anís de la Praviana,
bebiendo a golpe, bien lavada, tomando anís de la Praviana
bebiendo anís de, bien lavada, tomando anís de la Praviana
te vimos desde mi ventana, bebiendo anís de la Praviana.

Siguiendo yo aquel consejo, volví al Jardín otra vez,
tomé unes cuantes copines, toda la tarde bailé;
el consejo que me dieron nunca lo podré olvidar,
viva el Jardín de la Pola, donde conocí al chaval.

Si te quieres divertir sin temor a fracasar
una copita de anís deberás siempre tomar
beberás sin vacilar por la tarde y de mañana
una copita de anís, siempre anís de la Praviana

Ayer te vi muy de mañana tomando anís de la Praviana,
bebiendo a golpe, bien lavada, tomando anís de la Praviana
bebiendo anís de, bien lavada, tomando anís de la Praviana
te vimos desde mi ventana, bebiendo anís de la Praviana.


Autor


En este enlace podéis conocer  a su prolífico autor, el poleso (gentilicio de Pola de Siero) Rafael Moro Collar, autor de canciones emblemáticas como los himnos del Real Sporting y Real Oviedo, además de canciones como 'Asturias de mi querer' o 'Campanines de mi aldea'. Cultivó también el anuncio publicitario en los años cuarenta y cincuenta, como el de Anís de la Praviana o los trajes y gabardinas de Almacenes El Nalón.

Dueño de la marca
Juan Serrano Álvarez
Juan Serrano Álvarez, ex presidente y ex propietario de la compañía Juan Serrano e Hijos, SA, de Oviedo, fabricante hasta hace tres décadas de Anís de la Praviana.
Juan Serrano Álvarez sucedió a su padre al frente de una de las tres ramas de una acrisolada dinastía de fabricantes de bebidas alcohólicas y de destiladores que se afincaron en Asturias en el siglo XIX y de la que emanaron varias industrias del sector en la región. Tras la separación de los negocios familiares entre los descendientes de los dos hermanos pioneros, una rama, encabezada por Juan Serrano Álvarez, se hizo con la propiedad de la marca Anís de la Praviana, mientras sus primos continuaron con la histórica enseña Anís de la Asturiana, que sigue fabricándose en la actualidad. Otras ramas desarrollaron negocios de destilería en Ribadesella (los Serrano), Madrid y Asturias.

Referencias
De Iriberri
José Miguel nos cuenta lo que todos los aficionados osasunistas de los años 50 pueden corroborar:
"De las gradas subía una humareda de farias. Y de pronto sonaba una canción pegadiza, que calentaba el ambiente: "ayer te vi, muy de mañana, tomando anís de La Praviana... Era el himno que anunciaba la salida de los jugadores. El chupinazo de San Juan."

Tino Presa
Al Jardín de la Pola:
Dos enlaces:
Si queréis profundizar en lo que fue a mediados del siglo pasado el Jardín de la Pola, pinchad en:

Gracias a ellos, estoy razonablemente convencido de que el Jardín de la Pola es el que hoy se llama "Café Jardín 1947" (Bar Restaurante CAFE JARDÍN 1947 ¿ESPECIALIDADES? TODAS. Y E L GlN-FIZZ D E S I E M P R E C / Florencio Rodriguez. 9 (Frente al Parque). Teléfono: 985 720058. P O L A  D E  S I E R O)
Fijaos:

"Ya en el año 1945 Tino «el Mantitu» y «Raimundo el Chato» organizan en el desaparecido campo de fútbol, en El Jardín, el baile de kermesse o de la kermés, final de las fiestas del Carmen y Carmín, teniendo así el primer contacto con la hostelería.
Bajo el tercer toldo, el Jardín de la Pola (?)
Y dos años más tarde (1947) es cuando Tino se independiza y abre las puertas del café El Jardín, frente al mismo parque y por donde se hacía el paseo de los domingos y festivos (¡cuántas vueltas y revueltas dimos por aquella acera, para ver pasar a la polesina, morena ella, como la del cantar, «que tanto quise y que ella no me quiso a mí»!), al lado de casa Pano, también en las cercanías del café Colón, de El Rasán, de la cervecería del hotel Antonia y del bar Polesu, todos ellos en la misma carretera general que cruzaba por el centro de la Pola.
Tengo que añadir que El Jardín fue institución en nuestra Pola de Siero. El local donde se reunían a diario y jugaban la partida al dominó el cura, el practicante, el boticario, el médico, el alcalde y el capitán del puesto de la Guardia Civil y demás fuerzas vivas de la localidad y del concejo, además de tratantes y viajantes."

Preguntas
1. Lo que sucedía en el campo de San Juan, ¿sucedía en el resto de campos de España?
El anuncio, al estar asociado al comienzo del encuentro, alcanzó un éxito increíble entre los aficionados. ¿Ocurrió algo parecido en otros campos?
2. ¿Por qué "la praviana"
Sólo como hipótesis, quizás sean estos los motivos del nombre "La praviana"
2.1. Prestigio
Fundada en tiempos del emperador Tito Flavio Vespasiano que por él fue nombrado (municipium) Flavium Avia. De ahí el nombre de Pravia. Nuestro Labiano navarro dicen que también viene de Flavio.
Durante la etapa de la Monarquía Asturiana, Pravia adquiere una significativa importancia al ser trasladada a sus terrenos la capital del reino.
2.2. Influencia del Heno de Pravia
La historia del jabón Heno de Pravia empieza en 1903. En aquel año Salvador Echeandía Gal, cofundador de Perfumería Gal con su paisano (ambos de Irun, Guipúzcoa) Lesmes Sainz de Vicuña Arrascaeta, realizaba un viaje por Asturias cuando, al pasar por la villa de Pravia, quedó prendado del aroma que se desprendía del heno recién cortado. A partir de ese momento se obsesionó con la idea de crear un perfume con aquel olor. Como consecuencia de ello, en 1905 sacó a la venta un jabón con el aroma del heno recién cortado al que llamó Heno de Pravia en recuerdo de esta localidad. Este jabón se presentaba en forma de una pastilla de color verde como el heno verde y envuelta en papel amarillo como el heno seco.
Desde entonces hasta ahora aquel jabón con olor a hierba ha tenido un gran éxito.

No hay comentarios: