Páginas vistas en el último mes

miércoles, 19 de agosto de 2015

¿Asirón, ahora con las víctimas?


08.07.15: Asirón en el homenaje a Germán y...
A veces me da la impresión de que al alcalde de mi pueblo, tan ilustrado él, hay una palabra que se le atraganta. Es muy corta. Tres letritas en dos sílabas. Pero no puede con ella.
Sabe decir "Iruña", "todas las víctimas", "Euskal Herria", "enfrentamientos", "violencia cruzada", "no ha sido en un sólo sentido", "muchos tipos de violencias".., todo para disimular que no sabe decir esa palabra mágica que le ayudaría a ser creíble.
Tuvo una oportunidad de oro cuando, en plena campaña de estas elecciones municipales, le recordaron que en 1998 había firmado un manifiesto condenando el asesinato del concejal Tomás Caballero a manos de ETA (uy, perdón, Joseba), y él no supo reaccionar: "No recuerdo en qué contexto fue; además no voy a entrar en una dinámica de condenas".
Si en ese momento llega a decir: "Condené el asesinato de Caballero, a manos de ETA, en su día; y lo condeno ahora, como candidato que soy por EH Bildu a la alcaldía de Iruña; porque, además, Tomás Caballero era un representante elegido por los ciudadanos de Pamplona". Si llega a decir esas dos líneas, nos tendría a todos en el bolsillo... Pero, mucho me temo, que inmediatamente habría sido destituído de su papel de candidato... y de  algo más.

Ayuntamiento de Pamplona: las dos caras de la violencia
Por eso, cuando ahora nos viene con milongas de que va a asistir a los homenajes de "todas las víctimas" de "Iruña", porque considera una “obligación” estar con las víctimas “que han sufrido los tiempos de los enfrentamientos a lo largo de unos años que han sido profundamente violentos”; que su "obligación en este nuevo escenario es estar con toda la gente que ha sufrido en Euskal Herria en los tiempos de los enfrentamientos. Tenemos que estar siempre con quienes han sufrido”; que “la ciudadanía ha padecido esa violencia cruzada, que no ha sido en un solo sentido, ya que ha habido muchos tipos de violencias”.., pues es para mandarle a... a donde me mandó a mí el alcalde de Estella (primer comentario), también de Bildu.


Por supuesto que en Pamplona y en Navarra ha habido "muchos tipos de violencias", pero el ejercicio de LA VIOLENCIA por antonomasia, especialmente a partir de la Constitución de 1978, ha recaído en el terrorismo de ETA y de su entorno político.
Cuando habla Asirón de "violencia cruzada, que no ha sido en un solo sentido"... que me digan a mí qué "violencia cruzada" ejerció Tomás Caballero, Alfredo Aguirre, Mari Cruz Yoldi, Jesús Ulayar, José Javier Múgica, los agentes de la Guardia Civil, de la Policía Nacional, los del Ejército... a los que asesinó ETA.
Aquí lo que ha pasado es que ser militar, guardia civil, policía nacional, concejal de determinados partidos.., o simplemente ser español, ha sido una provocación para ETA y sus acólitos. Y por llevar ese uniforme, ejercer ese cargo o tener ese sentimiento, ya eres merecedor de la muerte... o, en el mejor de los casos, del "que se vayan".

Que, a pesar de todo, quiere Asirón venir a los homenajes a las víctimas de ETA, pues yo le recomiendo: 

1. Que antes haga una condena pública, clara y rotunda de todos los asesinatos que ha hecho la banda en Pamplona. A las familias de las víctimas no les gusta la hipocresía ni que les tomen el pelo con esas tonterías de "violencias cruzadas" y "todas las violencias". Que no vaya simplemente "a sacarse la foto" porque puede que alguien le llame "sinvergüenza, hipócrita y chupacámaras". Y tendrá razón.
2. Que no venga a dar lecciones a las víctimas de "normalización", de nuevos tiempos" y "nuevos escenarios". Que no confunda valentía con provocación. El "cambio", para las tragaperras. A las víctimas les han quitado la vida, que no les intenten quitar la dignidad tomándolas por tontas.
3. Que les pida sinceramente perdón, sobre todo por el pasado de las formaciones de las que la suya es heredera. Y que les asegure que su formación colaborará con las autoridades para aclarar los asesinatos que quedan por resolver.
08.07.15: Homenaje a Germán y...
4. Que les garantice que no va a ir, a continuación, a un "brindis pro presos de ETA", que no van a considerar héroes ni van a organizar homenajes a los victimarios en las fiestas de los pueblos, o cuando salgan de la cárcel, tras cumplir condena.
5. Que escuche con atención el mensaje de las víctimas. Tienen mucho que decirle (y que echarle en cara, a su formación especialmente). 
6. Y que, si tiene que escuchar el himno nacional, lo haga con respeto (e incluso con cariño, porque, aunque él no considere a España su madre, España sí lo considera a él su hijo), todas las veces que haga falta. Que se descubra, se quite la chapela (latín, caput, capitis: 'cabeza') como muestra de ello.
7. Yo, entonces, creería en el cambio y pasaría página. Pero para pasar página, hay, primero, que leerla. Y remugarla a fondo.

No hay comentarios: